Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede

El artista expone un trabajo lleno de inspiración y sensibilidad en Centro Arte

El pintor leonés Karlos Viuda homenajea con su obra a Rothko

La muestra, presentada bajo el título Niebla Sincera, es sucinta, pero muy intensa

M. C. Santos - leónM. C. Santos
20/10/2003

 
Karlos Viuda es uno de los pintores más interesantes del panorama artístico leonés en este siglo XXI. Sus trabajos san sinónimo de sensibilidad, son el resultado de una labor cien veces meditada y llevada al lienzo con la paciencia inagotable del buen artesano. El artista presenta estos días en Centro Arte una muestra sucinta, pero enormemente intensa, de sus últimos trabajos. La exposición, homenaje a Mark Rothko, uno de los pioneros del arte abstracto, se titula Niebla Sincera. «El título -nos cuenta el artista- nace de una conversación con una amigo gallego que es fotógrafo y que me comentó que había realizado algunas fotografías de distintos lugares de su tierra en las que las brumas tenían mucha importancia y que él las titulaba Niebla. Con su permiso y dándole muchas vueltas llegué a la conclusión que en estos cuadros míos, también existía una especie de bruma, unas tenues transparencias que podrían catalogarse como nieblas, en este caso Niebla Sincera. Todo esto está emparentado directamente con la obra Rothko. «Rothko empleaba franjas o bloques rectangulares de contornos borrosos que parecen flotar en un espacio indeterminado. Su sentido del espacio tiene su origen en una experiencia real, la de las grandes extensiones de los campos de América, especialmente en Oregón, donde el artista se enfrentó a un espacio aparentemente infinito que le transmitía la sensación de que propio ego había desaparecido. Desde un punto de vista elevado, Rothko contemplaba un paisaje vacío cubierto de blanca niebla. En el velo lechoso que se extendía a lo largo del espacio, en este vacío de tierra y niebla, a veces aparecía la mancha minúscula, un coche». «Yo he querido plasmar en estos cuadros -dice Karlos Viuda- la esencia de Rothko, pero siempre desde mi forma de entender la pintura, en muchos casos empleando formas tridimensionales. A mí me gusta hacer una pintura sobria, sin grandes destellos de color. Creo que vivimos en una sociedad que nos bombardea constante mente con imágenes saturadas de colorido, como contrapunto yo quiero aportar algo más sereno, con menos agresividad. De cualquier forma quizá esta sea una de las exposiciones mías con más color, puede que por eso haya puesto delante esas veladuras, esas nieblas. Quiero que lo que hago le produzca al espectador una sensación positiva. Yo veo a Rothko como un místico, me imagino que tenía que vivir en unos estados muy especiales para hacer lo que hacía». No es nada sencillo enfrentarse con el legado de un gran maestro de la pintura, como ha hecho Karlos Viuda en este trabajo. Veo a Rothko como un gran místico, como un alma que ha vuelto de un viaje al más alla, que de alguna manera conociera ese «túnel» que dicen que hay que atravesar para llegar al otro mundo y que tiene una gran luz al final. Sus obras muestran un toque de misticismo oriental que lo convierte en sublime». Karlos Viuda intenta que sus cuadros tengan vida propia, que su aportación como artista sea solamente una sugerencia que el espectador debe concretar. «Yo no soy un pintor panfletario, no soy un artista reivindicativo. Simplemente quiero hacer algo que sea de alguna manera contemplativo, que cuando alguien lo vea tenga sensaciones agradables. Porque pienso que tenemos ya una saturación de información. Yo pretendo hacer cosas atemporales y que por otra parte que sean testigos de mi tiempo. Podría pintar algo más convencional, pero creo que ese universo ya está copado. Me encanta el trabajo bien hecho, lo mismo una abstracción que una marina o un bodegón, si un cuadro transmite algo es válido, pero yo estoy en otro camino».

 

Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado puedes registrarte como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla

 
Última hora
Y además...

Diario de León
© Copyright EL DIARIO DE LEON S.A.
Carretera León-Astorga, Km. 4,5 24010. Trobajo del Camino (León) España
Contacte con nosotros: diariodeleon@diariodeleon.es

DIARIO DE LEÓN ,S.A. se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Enlaces Recomendados: Vuelos | Cursos y masters | Juegos | Escorts Barcelona | Comienza a ahorrarte hasta un 65% en tu seguro con Regal

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria

Diario de León