+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

| Reportaje | Volver tras un parón de veinte años |

Por el recuerdo a un amigo

Toni García Martínez regresa a la música profesional con un disco con el que aspira a revivir su gran pasión y a conservar en la memoria colectiva la figura de Andindo

 

Toni García posa en el estudio de grabación donde su disco vio la luz - ALMANZA

M. Almanza - astorga
M. Almanza 18/12/2004

El título del compacto permite adivinar vagamente las intenciones de su autor: Hacia el cielo... a través del sol . Toni García asegura que el propósito de este nuevo trabajo con el que regresa a la música dos décadas después de haberla abandonado profesionalmente «es perpetuar en la memoria a Andindo», Ángel Antonio Blanco, fallecido en el año 2002, y con quien García compartió miles de horas entre guitarras y sobre escenarios. El disco contiene «música pop, muy intimista», según el autor, distribuida en diez canciones, de las que cuatro son de García -dos más. parcialmente-, otra de su hermano Francisco Rafael, y dos más de Andindo. Entre éstas últimas figura Eran otros tiempos , en dos versiones, una actualizada por el autor y otra que rescata una grabación de 1991 que recoge la voz del músico fallecido. La presencia de Andindo trapasa también a los temas de las composiciones, ya que uno de ellos está dedicado a la última vez que el autor lo vio con vida - 25 de mayo 2002. 14.29 p.m .- y la que da título al disco recrea una conversación entre los dos amigos. Canciones de amor, de amistad o de juventud, forman también parte de la obra. Toni García grabó el compacto en los Estudios de Grabación MN, de Astorga, convertidos también desde noviembre en sello discográfico. El autor intentará comercializar las tres mil copias editadas por todos los canales a su alcance, y fija especialmente su interés en ciudades como Astorga, León, Madrid o algunas de la comunidad catalana. El disco también está colgado de la web de la compañía. En la iniciativa colaboraron, además de los citados, Manuel Blanco Louro -hijo de Andindo y componente del grupo Magia Negra - en la batería; Miguel Ángel Rodríguez Villacorta al bajo eléctrico; Ignacio Climent Mateu y Pep Poveda en los metales; o Francisco José Domingo Hernández al acordeón. La producción musical y los arreglos fueron obra de Nacho Martín Novo, y los coros, de María Belén Carvajo Vidal y María Victoria San José Quiroga. Imagen MAS hizo el diseño, la maquetación y los gráficos del pequeño libro que acompaña al disco. La obra, que será presentada el próximo 30 de diciembre a las 20.00 horas en el Hotel Gaudí, trata también de satisfacer el deseo de García de sentirse realizado cumpliendo la pasión que marcó su vida: hacer música. Desde la juventud, a finales de los años sesenta, y aquella primera andadura con el grupo Los Rolls, este veterano dice haber hecho casi de todo en este campo. Estudiando el COU nocturno con Andindo surgió la idea de formar un dúo en 1978, con el que tocaba mucha música de Los Beatles y boleros de Los Panchos. El dúo se convirtió en trío en 1981 con la llegada de Rodríguez Villacorta, aunque sólo sobrevivió dos años más. Desde entonces, García reservó la música para reuniones de amigos y los conciertos veraniegos que todos disfrutaban en el pub de Andindo, aquél que homenajeaba a Leonard Cohen.