+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

EL BIERZO ■ PATRIMONIO

Las excavaciones de Montes sacan a la luz tumbas de monjes del siglo XII

El director de Patrimonio y el presidente del Consejo recorren el yacimiento arqueológico.

 

17/05/2018

Más fotos

Saiz, en primer término junto a la puerta, escucha al especialista Jorge López, dentro del yacimiento. L. DE LA MATA -

C. FIDALGO | PONFERRADA

Tres catas en tres puntos distintos de la iglesia han servido para sacar a la luz enterramientos de monjes que vivieron en el Monasterio de San Pedro de Montes entre los siglos XII y XIII, según las primeras estimaciones del equipo de arqueólogos que lleva a cabo las excavaciones del proyecto para indagar en los orígenes de la Tebaida Berciana y dar con los primitivos templos de San Fructuoso, del siglo VII, y de San Genadio, del siglo X. A falta de confirmar la aparición de indicios de las edificaciones —el hallazgo de un suelo más antiguo en un estrato inferior, con agujeros donde pudieran haberse clavado estacas de madera hace albergar esperanzas a los especialistas— las tumbas medievales ayudarán a entender «cómo vivían» y sobre todo «cómo morían» los religiosos que habitaban el cenobio, explicó ayer el codirector de los trabajos, el investigador de la Universidad Autónoma de Madrid Artemio Martínez.

El especialista guió junto al otro director de los trabajos, Jorge López Quiroga, y el arqueólogo berciano Rodrigo Garnelo al director general de Patrimonio de la Junta de Castilla y León, Enrique Saiz, al presidente del Consejo del Bierzo, Gerardo Álvarez Courel —representantes de las entidades promotoras de un proyecto que cuenta con una subvención de 27.650 euros— al concejal de Medio Rural de Ponferrada y vicepresidente comarcal, Iván Alonso, y al rector de la Basílica de la Encina y párroco de Montes, Antolín de Cela.

El recorrido junto a la prensa sirvió para mostrar los primeros resultados, a la espera del informe con las conclusiones, de unas excavaciones que comenzaron el pasado 24 de abril y concluirán el 19 de mayo. Los trabajos tendrán continuidad entre el 2 de julio y el 14 de agosto en el claustro del monasterio, donde el mismo equipo ya efectuó una excavación anterior para National Geographic, y en Compludo, en este caso en busca de restos de su primitivo monasterio y calificados por Martínez como «dos bastiones fundamentales» para profundizar en el origen del monacato berciano. El investigador recalcó que la investigación sobre la Tebaida «es un proyecto a muy largo plazo y hoy sólo hemos puesto la primera piedra».

Enrique Saiz resaltó la importancia de las excavaciones, cuyos resultados serán cotejados por técnicos de la Junta, para mejorar la gestión del patrimonio y darlo a conocer. Sobre la posibilidad de continuar financiado nuevos trabajos, se mostró prudente y aseguró que habrá que esperar a las conclusiones y tener en cuenta que se están llevando a cabo «en un edifico vivo», abierto al culto. «No podemos poner patas arriba la iglesia», afirmó, aunque sí se mostró dispuesto a colaborar de alguna forma en la celebración de 1.100º aniversario de la consagración del templo por San Genadio, como le pidió Antolín de Cela.

El presidente del Consejo, por su parte, destacó que la entidad comarcal se involucra por primera vez en una excavación arqueológica. El Consejo, anunció Courel, impulsará nuevas intervenciones porque la investigación sobre los orígenes de la Tebaida Berciana «no ha hecho más que empezar».

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla