+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Miño-Sil implantará un potente sistema de alerta en Bárcena para casos de rotura

El plan de emergencia, dotado con 930.000€, incluye la instalación de sirenas electrónicas.

 

El control de la seguridad se extremará en la presa del pantano de Bárcena. L. DE LA MATA -

12/01/2018

m. c. | ponferrada

La Confederación Hidrográfica Miño-Sil (CHMS) acaba de dar luz verde al proyecto para la implantación de un plan de emergencia en las presas de Bárcena, dique del Collado de Bárcena y Fuente del Azufre, dirigido a garantizar el control de situaciones que puedan implicar riesgo de rotura o avería grave y poner en peligro a la población. El plan, dotado con una inversión que supera los 930.000 euros, contempla la instalación de diez sirenas electrónicas que «dispondrán de la cobertura acústica necesaria para que en toda la zona afectada se alcancen los niveles sonoros perceptivos», explicaron ayer fuentes del organismo de cuenca.

Las tres presas, localizadas en los municipios de Ponferrada y Cubillos del Sil, conforman un sistema de explotación único, de forma que las de Bárcena y Collado de Bárcena cierran el embalse del mismo nombre y la tercera, la Fuente del Azufre, sirve de derivación para usos hidroeléctricos y de regadío. Además de fijar las estrategias de intervención en caso de que se dé algún problema, el plan de emergencia delimita la zona inundable si llegará a producirse alguna rotura a determina los tiempos de propagación de la onda de avenida.

«El ámbito de actuación queda definido por el alcance de la onda de rotura en la zona afectada en la primera media hora, que para las presas de Bárcena y Fuente del Azufre abarca un tramo de río Sil desde la propia presa de Bárcena hasta la carretera N-536, y para el dique del Collado de Bárcena abarca un tramo del arroyo de los Barredos, desde el propio dique hasta la localidad de Bárcena del Bierzo», detalló la Confederación Hidrográfica.

Todo el sistema, incluidas las nuevas sirenas de altas prestaciones, estará controlado desde una sala de emergencias que se ubicará en el poblado de Bárcena y que dispondrá de los equipos informáticos y de comunicación precisos para activar las sirenas. El Centro de Control de Cuenca (Cecu) que la Miño-Sil tienen en Orense será, igualmente, un punto desde el que podrá activarse la señal sonora. No en vano, en dicho centro están ubicados ya todos los equipos del Sistema Automático de Información Hidrológica (Saih) de la Confederación, por lo que aquí únicamente será necesario instalar los equipos complementarios para garantizar el control remoto de los equipos instalados en la sala de emergencia de la presa de Bárcena.

Lo que el plan de emergencia aprobado ayer para las tres presas bercianas permitirá es programar protocolos de actuación milimétricos en caso de rotura o avería y también anticiparse a cualquier hecho que pueda poner en riesgo a la población afectada. «Los organismos competentes han de disponer de la organización y de los medios adecuados para una información rápida sobre incidentes, la comunicación de alertas y la puesta en funcionamiento de los sistemas de alarma que se establezcan», explicó ayer la presidencia de la Confederación Hidrográfica Miño-Sil.



Club de prensa