+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

El alcalde de Burgos no descarta plantear una cuestión de confianza

Lacalle asegura que no llevará de nuevo a pleno el borrador de los presupuestos para 2018.

 

El alcalde Javier Lacalle tiene dificultades tras la no aprobación de los presupuestos. SANTI OTERO -

30/12/2017

agencias | burgos

El alcalde de Burgos, Javier Lacalle (PP), aseguró ayer en una rueda de prensa de balance del ejercicio que no descarta someterse a una cuestión de confianza si no consigue ejecutar las principales previsiones de actuación en 2018, tras la no aprobación de los presupuestos municipales.

«La cuestión de confianza es algo perfectamente legal y no puedo descartarla si es necesario por responsabilidad con la ciudad», reflexionó Lacalle.

No obstante, aseguró que no llevará de nuevo a pleno el borrador de presupuesto para 2018, que quedó sobre la mesa cuando la oposición en bloque tomó esta decisión, ante la discrepancia entre los ingresos que proponía el documento, que superaban en 15 millones de euros las estimaciones de la Tesorería municipal.

El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Burgos Daniel de la Rosa, aseguró que no entiende la razón de que no se aclare la discrepancia en la cifra de ingresos y se vuelva a llevar el presupuesto al pleno para que todos se puedan pronunciar realmente.

De la Rosa aseguró que el PSOE será responsable respecto al funcionamiento del Ayuntamiento y no descarta apoyar «modificaciones puntuales» para que se pueda funcionar en 2018 con presupuesto prorrogado.

No obstante, afirmó que si Lacalle presenta una cuestión de confianza ligada a los presupuestos «el PSOE no le dará su confianza y se sentirá en la obligación de aprovechar los treinta días siguientes para intentar que cristalice una moción de censura».

El pasado día 15, el Pleno del Ayuntamiento de Burgos retiró del orden del día la votación del proyecto de Presupuesto de 2018 a petición de la oposición por un «desajuste» entre las partidas de ingresos y gastos de unos 15 millones de euros advertido por el órgano de Tesorería. La retirada de este punto del orden del día fue propuesta por la concejal no adscrita Silvia Álvarez de Eulate y respaldada por lo grupos municipales de Ciudadanos, Imagina Burgos y el Partido Socialista, mientras que el equipo de Gobierno del Partido Popular votó en contra y el edil no adscrito Fernando Gómez se abstuvo. Javier Lacalle, por su parte, alegó que se trata de unas cuentas «equilibradas», que igualan las partidas de gastos e ingresos. «Se ha hecho un trabajo importante durante meses», insistió.

El alcalde de Burgos, Javier Lacalle, considera también «muy triste» el papel de Ciudadanos en la ciudad, según señaló este viernes durante su particular balance de fin de año.

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla