+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

El ‘banco de leche’ de Burgos se estrena con 300.000 litros

El Banco de Alimentos reconoce el éxito de su iniciativa con motivo de su vigésimo aniversario, por lo que han repartido 12.500 litros por mes.

 

10/01/2017

efe | burgos

El Banco de Alimentos de Burgos ha recogido 300.000 litros de leche a lo largo de 2016 a través de su iniciativa de ‘banco de leche’, puesta en marcha el pasado año con motivo de su veinte aniversario, lo que ha permitido garantizar un suministro de 12.500 litros mensuales, el «mínimo» para cubrir necesidades.

El presidente del Banco de Alimentos, José Luis Herrero, está muy satisfecho del éxito de la propuesta, que ha contado con la ayuda de empresas burgalesas y no sólo del sector de la agroalimentación.

En una cuenta bancaria abierta para el banco de leche, las firmas han realizado las aportaciones económicas que la entidad burgalesa ha utilizado para realizar compras periódicas de leche.

Herrero recordó que el objetivo es controlar la entrada de producto, evitando depender exclusivamente de las aportaciones de empresas lácteas, Unión Europea o ciudadanos.

Con ellas, el Banco de Alimentos puede llegar a contar con hasta 30.000 litros de leche en un mes pero encontrarse desabastecido en el siguiente, con febrero, marzo, abril y mayo como los peores meses para donativos de este producto.

Así las cosas, el Banco de Alimentos de Burgos ha dispuesto en 2016 de ingresos regulares que le han permitido comprar leche según sus necesidades y garantizar un reparto de 12.500 litros por mes.

Es la cantidad «mínima, mínima» para cubrir necesidades básicas, aseguró Herrero y, de hecho, el banco de leche cerró el año con 300.000 litros, el doble de lo previsto inicialmente.

El presidente agradeció a las empresas su colaboración y confió en que los contactos realizados el pasado año «den sus frutos» en 2017, porque es la única forma de mantener vivo el banco de leche.

La cuenta bancaria continuará abierta y se volverá a hablar con los colaboradores para que mantengan sus aportaciones económicas.

Es uno de los objetivos que se marca el Banco de Alimentos para el nuevo año, tras cerrar un 2016 calificado de «estupendo», con más de 2,5 millones de kilos de productos recogidos.

Se consolidan las cifras de 2014 y 2015, años que se pensaba que eran «excepcionales», reconoció Herrero, con un leve incremento que permite superar esos 2,5 millones.

La sociedad y los empresarios siguen siendo solidarios ante una realidad que todavía sufre intensamente los efectos de la crisis.

Eso sí, los beneficiarios de los productos recogidos por el Banco de Alimentos se han reducido, pasando de los 10.000 de 2013 o 2014 a los 8.000 de este 2016.