+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Proyecto piloto en Valladolid para pedir médico pediatra mediante sms

La primera fase redujo un 85% las visitas a los servicios de urgencia y mostró una rebaja económica del 55%

 

DL | Valladolid
23/01/2012

ertenecen a los centros de salud de Circular, Barrio España, Rodilla II y Portillo, integrados en el área Este de Valladolid, pueden acceder a un pediatra de urgencia fuera del horario habitual a través de la llamada a un móvil, por medio de sms o vía e-mail. El servicio, de carácter pionero en la Comunidad, ha comenzado a prestarse este mes y evita que los padres, fuera del horario habitual de consulta, tengan que acudir a las urgencias del hospital o a los puntos de atención continuada (PAC), lo que también permite descongestionar los servicios de urgencias hospitalarios.

Sólo el 13% fue derivado. La iniciativa forma parte de un proyecto de investigación, capitaneado por Rosario Bachiller Luque con la ayuda de otros tres pediatras, dos enfermeras, un médico puericultor y tres residentes de esta especialidad. Es la continuación de otro estudio que en 2009 se centró sólo en el consejo telefónico y cuyos resultados, recogidos en una tesis doctoral, arrojaron que el 85,8% de los padres que realizó una llamada solucionó el problema de su hijo con el consejo de quien le atendió, mientras que sólo el 13,3% de los niños tuvo que ser derivado al PAC o a las urgencias hospitalarias.
Con respecto a la capacidad para evitar consultas presenciales pediátricas, el 56,4% de los niños cuyos padres utilizaron el servicio de consulta telefónica no necesitó ser valorado al día siguiente por ningún sanitario. Además, explica Bachiller Luque, de los resultados se pudo estimar un ahorro potencial de costes del 55%.
El proyecto cuenta con una financiación de 18.000 euros, y fue seleccionado en la convocatoria de Proyectos de Investigación en Biomedicina de Sacyl. Se centra en el ‘triage’ para evitar visitas innecesarias a los servicios especializados por medio de las nuevas tecnologías, teniendo en cuenta que muchas veces los motivos de consulta en urgencias son por problemas banales, lo que supone un consumo innecesario de recursos y obstaculiza la atención al niño críticamente enfermo.
«Se ha observado un aumento importante de demanda en los servicios de urgencias pediátricas, cuando muchas veces es innecesario. Queremos probar que el uso de las nuevas tecnologías nos puede ayudar a ser más resolutivos».

Buscar tiempo en otra localidad