+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

LA ÚLTIMA DEL DIARIO

La alta costura llora a Givenchy

El diseñador, icono de la elegancia y leyenda en el mundo de la moda, falleció tras 23 años apartado de las pasarelas y prefirió una donación a Unicef en lugar de flores

 

El diseñador francés en una imagen de archivo de 2016 en La Haya (Holanda). BART MAAT -

13/03/2018

gloria salgado | madrid

El diseñador Hubert de Givenchy (Beauvais, 1927), leyenda de la alta costura conocido por su colaboración con la actriz Audrey Hepburn, falleció el pasado sábado a los 91 años, según anunció su compañero en un comunicado. «El señor De Givenchy falleció mientras dormía el sábado 10 de marzo de 2018», anunció ayer el también diseñador Philippe Venet. «Monsieur De Givenchy se apagó mientras dormía el sábado 10 de marzo de 2018. Sus sobrinos y sobrinas comparten su dolor. Las exequias se celebrarán en la más estricta intimidad», señala el comunicado de la familia, que indicó que «en lugar de flores y coronas» el difunto «habría preferido una donación a Unicef en su memoria».

Desde su primer desfile en 1952 hasta que abandonó su ‘maison’, en 1995, año en que presentó sus últimas colecciones de alta costura y ‘prêt-à-porter’, marcó el mundo de la moda por la elegancia de sus creaciones, con uno de los vestidos más famosos del mundo, el negro que lució Audrey Hepburn la película ‘Desayuno con diamantes’, como buque insignia.

«Entre los creadores que instalaron definitivamente París en la cima de la moda mundial a partir de los años 1950, Hubert de Givenchy dio a su casa de modas un lugar aparte. Tanto en sus vestidos largos de prestigio como en sus atuendos de día, Hubert de Givenchy supo reunir dos cualidades raras: ser innovador e intemporal», dijo Bernard Arnault, presidente de LVMH, grupo que compró la ‘maison’ en 1988, aunque Givenchy siguió como director creativo. La casa Givenchy también rindió homenaje a su fundador, una «personalidad ineludible del mundo de la alta costura francesa, símbolo de la elegancia parisiense durante más de medio siglo». «Hoy todavía, su aproximación a la moda y su influencia perduran. (...) Su obra sigue siendo tan pertinente hoy como entonces»..

En septiembre de 2014, el Museo Thyssen-Bornemisza presentó la primera retrospectiva del modista francés, leyenda viva en el mundo de la alta costura. La exposición, ideada y supervisada al detalle por el propio diseñador, fue la primera incursión de la pinacoteca en el mundo de la moda tras las negociaciones fallidas con el italiano Valentino.

Una exposición con la que Givenchy, retirado en 1996, rindió tributo a su musa y gran amiga Audrey Hepburn, que le catapultó a la fama internacional. El maestro francés dice de ella que «sabía llevar un traje mejor que nadie, pero sobre todo era una persona íntegra». Entre las piezas más emblemáticas del icono del cine, con el citado ‘petite robe noire’ de ‘Desayuno con diamantes’ como estrella indiscutible, figuran Jackeline Kennedy o la duquesa de Windsor como personajes relevantes del siglo XX.