+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

LA ENTREVISTA

Barnatán: «Me conozco el Húmedo como dios manda»

El polifacético actor presenta en el Babylon su nuevo disco junto a su banda de cabecera, The Cocooners

 

El actor y músico Jimmy Barnatán. DL -

12/01/2017

pacho rodríguez | león

Jimmy Barnatán (Madrid, 1981): ¿actor desaparecido? Algo huele a fallido en el mundo cultural, pero no disparen al periodista. Que es otra cosa. Actor catódico en su día en Los Serrano, el también músico y escritor pasaría de sobra el listón de en activo a las primeras de cambio. Aunque lo que le ocupa hoy es su presencia en el escenario del Babylon en su vertiente musical, la de un particular bluesman, que, por ejemplo, pasó por León en 2015 en gira acompañando a Carvin Jones. De su faceta musical deja huella, que es también lo que dejará hoy en León como Jimmy Barnatán & The Cocooners, en un repertorio basado en sus discos editados y temas de nuevo de cuño, que aparecerán en un nuevo trabajo titulado Bourbon Church.

Será el tercero de la banda y el quinto en su trayectoria personal. Por todo ello, hoy toca el Jimmy Barnatán músico, con banda, desprovisto de su condición de escritor (en 2016 publicó su tercera novela La chistera de Menphis), actor embarcado en varios proyectos, y que desde pequeño sabe que pase lo que pase la música le hará libre. Conoce León en todas las alturas.

—Vuelve a León, lugar que frecuenta, ahora con su formación de lujo: Jimmy Barnatán & The Cocooners. ¿Qué tiene de especial?

—Muchas cosas. El martes estuvimos grabando hasta las 2 de la mañana porque terminamos nuestro nuevo disco, Bourbon Church. Pero en lo personal, para mi tiene el añadido de que tengo familia que vive en Sahagún. Familia cántabra por parte de mi madre, Rosa Pereda. Me encanta la parte leonesa de los Picos de Europa. Y eso que yo procedo de Cantabria. Y soy de los que se conoce el Barrio Húmedo como Dios manda.

—Aunque no para, escribe, actúa... da la sensación de que la música le ha atrapado...

—Todo va junto. Desde pequeño he vivido en un ambiente cultural. Mis padres son escritores: Marcos Barnatán y Rosa Pereda. En mi casa el día que no estaba Cabrera Infante estaba Terence Moix. O Trueba o Aute... En las fiestas que hacían mis padres me gustaba sentarme a escuchar. Era un niño que escuchaba mucho. Y en el tocadiscos de mis padres siempre había algo sonando. De Gardel a Lionel Hampton o Aretha Franklin... Mis amigos escuchaban a los dichosos New Kids on The Block. Era horrible.

—Dicen que al final volverás al blues, pero usted no se ha ido todavía.

—Nunca. Cuando hice mi debú, que fue en Los Miserables, en la prueba canté I´m calling you, la canción que sale en Bagdad Café. Y así sigo.

—¿Puede que sea porque en el blues encuentra todo lo que necesita para su música?

Es que está todo. Dramas, ausencias, muerte, desamor... Y todo lo contrario. Puede ser un canto a la felicidad, a lo sexual, lo sensual. Admite la mezcla, y como nosotros, derivar en el funk, el country, el rock puro y duro. Son mosaicos llenos de posibilidades.

—¿Cómo se lleva un actor con la parroquia de músicos? ¿Le aceptan?

—Sólo tienen que ir a un concierto nuestro para descubrir que no vendemos humo. Además, el público de blues no es mainstream. No somos mayoritarios. Eso sí, aunque hermético, es un público fiel y que tiene conocimientos. Pero el blues puede emocionar a cualquiera. No es pop ni indie. No comulgo mucho con ellos, o nada.

Lugar: Pub Babylon.

Hora: 22.00.

Entradas: 10 euros.

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla