+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

PATRIMONIO

La Catedral seduce a un nuevo mecenas

La Fundación Cepa ha decidido sufragar la restauración del rosetón de la fachada principal, valorada en 400.000 euros

 

Un hombre contempla el rosetón de la fachada principal de la Catedral de León, cuya restauración financiará la Fundación Cepa. RAMIRO -

19/06/2017

verónica viñas | león

La Catedral de León ha encontrado un nuevo benefactor. La Fundación Cepa ha resultado providencial. Está dispuesta a financiar la restauración del rosetón de la fachada principal. Iba a ser el Cabildo quien costease la rehabilitación del gran vitral —con el dinero de las entradas que pagan quienes visitan el templo gótico—, pero ahora los 400.000 euros que cuesta salvarlo los pagarán los hermanos Cesáreo y Pablo González, originarios de Vegaquemada, quienes forjaron su fortuna en la conocida empresa cervecera mexicana Modelo. Cepa, que toma el nombre de las iniciales de sus benefactores y tiene su sede en la Casona de los Pérez —donde anteriormente estuvo la Fundación Carriegos—, será quien restañe las numerosas heridas de la gigantesca vidriera de la portada occidental, sin tocar desde finales del siglo XIX, cuando tuvo lugar la mayor restauración en la historia de la Catedral.

La Fundación Cepa ha adquirido el compromiso de sufragar íntegramente los 400.000 euros del rosetón, aunque, como explica su vicepresidente, Juanjo Mansilla, dividirán la cuantía al menos en tres ejercicios. «Tenemos otros compromisos plurianuales que también debemos atender», aclara.

La Fundación Cepa ha socorrido hasta ahora a universitarios que no podían costear la matrícula, a asociaciones como Cruz Roja y Cáritas y a las escuelas de Boñar y La Vecilla. Ahora, han decidido subvencionar la compleja reparación de una de las vidrieras más antiguas y emblemáticas de la Catedral, en su mayor parte del siglo XIII.

El gran rosetón que ilumina la nave central tiene en el núcleo a la Virgen con el niño, rodeada por ángeles trompeteros. El proyecto, que obra desde hace semanas en poder de la Junta, espera el beneplácito de Patrimonio para comenzar su recuperación. Será la empresa Esoca, encargada desde hace años de la rehabilitación de las vidrieras, quien lleve a cabo esta difícil misión.

En el siglo XIX, de los 30 metros cuadrados del rosetón se conservaban 23, repartidos en más de 70 paneles, que precisaban una reparación urgente; a ellos hay que añadir los que estaban en situación crítica o habían desaparecido, hasta completar el número de 85 que originariamente formaban esta colosal vidriera circular.

Los benefactores

Aparte de las intervenciones puntuales financiadas por las administraciones —Ministerio de Cultura, Junta y Diputación—, la Catedral ha contado, sobre todo en momentos cruciales, con el auxilio de mecenas privados para financiar trabajos urgentes en un edificio que precisa continuos arreglos. El certamen de pintura rápida Catedral de León —con participación de El Corte Inglés y Diario de León— ha permitido salvar varias tablas, retablos y pinturas murales. El certamen es heredero de la campaña popular ‘Salvemos la Catedral’, auspiciada en 1992 por el maestro vidriero Luis García Zurdo; el que fuera director de la Escuela Taller de Restauración, Francisco Azconegui; y el entonces arquitecto territorial Javier Ramos; a los que se sumaron la historiadora Concha Casado, el ex rector Miguel Cordero del Campillo, el médico Salustiano López Contreras y el farmacéutico Laurentino Vega de Castro.

Caja España fue también importante benefactora del templo gótico, al tomar parte en El Sueño de la Luz, un convenio suscrito con la Junta y el Cabildo para restaurar los vitrales; labor que ha continuado en solitario en los últimos años el Cabildo.

La Catedral se levantó gracias a la contribución de innumerables filántropos. Reyes, nobles y obispos ganaron con sus dádivas ‘indulgencias’ y un lugar eterno en el templo, frente al dinero anónimo aportado por miles de fieles.

Fundaciones como Cepa se han convertido en los mecenas del siglo XXI, heredera en este caso del legado de Pablo Díez, el mecenas que auspició la construcción de la basílica de La Virgen del Camino. Aunque prioritariamente la fundación Cepa ha apoyado proyectos sociales, también respalda a asociaciones como Promonumenta, que lleva 25 años siendo ‘la voz de la conciencia’ del Patrimonio leonés en riesgo de ruina y extinción.

   
2 Comentarios
02

Por yako07 13:47 - 19.06.2017

Una gran noticia y gracias a esta fundación por la parte que me toca como leones que soy. Por cierto esta fundación, creo que regenta en Vegaquemada un complejo con cabañas y spa muy bonitos ademas de un buen restaurante, elegante y con un trato por parte del plantel y en especial del regente muy agradable.

01

Por catos001 10:38 - 19.06.2017

A estos Sres de la Fundación CEPA , hay que darles el Título de Leoneses del Año así como el agradecimiento de toda la provincia de León ,por este "Gesto " y varios mas que han tenido.