+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

León en blanco y negro

 

León en blanco y negro -

12/06/2018

Interesante exposición de los integrantes del la Asociación Legio Photos VII en el Centro Cívico del Crucero. Los participantes en la exposición se han hecho viajeros y muestran León desde muy diferentes puntos de vista. Pero siempre en blanco y negro.

La agrupación de fotógrafos justifica así la ausencia de color en sus placas. «El blanco y negro –explican- está ahí, con nosotros y a veces dentro de nosotros. La acromatopsia, o monocromatismo, es una enfermedad genética, congénita y no progresiva que está producida por una alteración en los conos, las células fotorreceptoras de la retina sensibles al color. Tradicionalmente, se estima que esta enfermedad afecta a una de cada 30.000 personas.   Es una enfermedad en la que los pacientes ven con los bastones intactos y los conos defectuosos; pero no son esos bastones como los que ayudan a caminar, sino ese otro tipo de células receptoras de la visión que, en el resto de los mortales que no sufrimos acromatopsia, también nos ayuda a ver un mundo de color».

Los componentes de Legio Photos VII, han querido ponerse en el puesto de las personas que sufren esta ausencia de color. «El ejercicio de ver las cosas en  blanco, negro y una infinidad de grises –aseguran- lleva lentamente a un estado que, a veces, atrapa de tal forma que ya no puedes salir de él. Ver las cosas en blanco y negro es llegar mucho más profundo de lo que cabría imaginarse. Ted Grant decía:  Cuando fotografías gente en color, fotografías sus ropas. Cuando fotografías gente en blanco y negro, fotografías sus almas. Nosotros vamos más  allá, trascendemos a las gentes y  llegamos incluso a las cosas, esas cosas que al verlas en blanco y negro intentan llegar al alma».

Pero hay más: «Por otro lado, también nos hemos puesto un reto para esta exposición. Con esa sencillez, blanco y negro, con grises intermedios, queremos decir lo refinado y lo ordinario, lo sublime y lo vulgar, la virtud y la vileza, lo arrogante y lo humilde… todo un mundo. En León habrá al menos cuatro personas que, de forma natural, verán la vida como el resto verán  nuestras fotos en la exposición. Hagámosles el honor».