+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Un leonés destaca en el Valladolid

El defensa del Puente Castro Diego Bardanca es una de las más firmes promesas de la cantera del club pucelano. Ya entrena con el primer equipo.

 

Diego Bardanca, en primer término, entrena con el primer equipo del Real Valladolid. - norberto

ángel fraguas | león
30/12/2012

Diego Bardanca es un prometedor central zurdo de 1,90 metros. Titular en el equipo filial es uno de sus pilares básicos. Posee un gran sentido táctico, zancada y una excepcional salida de balón, pudiendo actuar en ocasiones de mediocentro defensivo. En definitiva, Diego es una de las más firmes promesas de la cantera del Real Valladolid. Titular en el equipo filial, Diego entrena asiduamente con el primer equipo a las órdenes de Djukic.

Diego Bardanca se formó como futbolista en el Puente Castro. Su excelente calidad y contundencia en el centro de la defensa para sacar el balón con criterio desde la cobertura hizo que el Deportivo de la Coruña se fijara en sus condiciones cuando todavía era jugador cadete. Tras su paso por el equipo gallego y una última temporada llena de enredos, apostó por probar en el Real Valladolid. «Estoy cada día más satisfecho de haber tomado la decisión de venir aquí. He vuelto a sentirme futbolista en este club, que me ha tratado desde que llegué de una manera exquisita», asegura.

Bardanca recuerda sus años en el Puente Castro, en los que creció como futbolista en el club que en aquel momento presidía Isidro Ferrero. El defensa del Valladolid no olvida una época cargada de emociones. «Creo que soy el mismo, sobre todo por la ilusión de entonces por triunfar en el fútbol y llegar a jugar en el primer equipo del Valladolid. Ser profesional del fútbol es mi sueño. Es algo que desde que comencé nunca he olvidado», reconoce el futbolista leonés.

Con respecto a la oportunidad que le ofreció el fútbol cuando militaba en las filas del Puente Castro, mantiene que le llenó de orgullo que un equipo como el Deportivo de La Coruña le mostrara la ocasión de pertenecer al club. «En principio todo parecía ir bien, aunque mi última temporada en La Coruña la recuerdo como un mal sueño. Lo pasé muy mal y decidí marcharme cuando todavía me restaba un año más de contrato con el conjunto del Deportivo. No podía seguir en las condiciones que estaba. Pensé que lo mejor era comenzar de cero», asegura.

Tras su paso por el Deportivo de La Coruña acepté el reto de realizar una prueba en el Valladolid. Me cogieron y luego pertenecí al equipo juvenil de División de Honor y esta temporada milito en el filial. Estoy muy a gusto en este club, que me ha hecho sentirme de nuevo futbolista», reconoce el defensa central leonés.

Si el entrenador del primer equipo del Real Valladolid Djukic lo considera oportuno podría convocarle para disputar algunos minutos frente a la Cultural con motivo del partido organizado por el club leonés para celebrar la Navidad. «Significaría una gran alegría y motivación para mí porque la Cultural es el equipo de mi tierra y el que representa a la ciudad en la que nací. Tengo un inmenso cariño a la Cultural. Desde que me fui al Deportivo de La Coruña y ahora en el Valladolid siempre me encuentro muy pendiente de cómo le va a la Cultural en los partidos del Liga que disputa en cada jornada de los domingos», indica el defensa leonés.




Buscar tiempo en otra localidad