+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

BALONMANO | MUNDIAL 2017

Revancha y ahora cita con Brasil

En su partido más completo España vence a Eslovenia, que la apeó de los Juegos, y Ribera puede convertirse en el ejecutor de la selección que él construyó.

 

Dos exademaristas en liza, Raúl Entrerríos lanzando y a su lado Aginagalde. FRANCE HANDBALL -

20/01/2017

j. villanueva | metz

La selección española de balonmano se medirá el próximo sábado con Brasil en los octavos de final del Mundial de Francia, tras imponerse ayer por un contundente 36-26 a Eslovenia, en un encuentro en el que España ofreció toda una lección defensiva. Un espectacular trabajo que no sólo permitió al conjunto español tomarse la revancha de la derrota que encajó ante los eslovenos en el preolímpico y que le costó el billete a Río, sino que, además, permitirá a los de Jordi Rivera evitar a Francia hasta una hipotética final.

No obstante, a España le costó arrancar, como si estuviese todavía anclada en la ciudad sueca de Malmoe, en el fatídico partido del preolímpico en el que los «Hispanos» tan sólo lograron anotar dos goles ante los eslovenos en los últimos veintitrés minutos de la segunda mitad. Tuvo que ser un debutante, el extremo David Balaguer, que no vivió en persona la pesadilla vivida en el preolímpico, quien acabase por espantar definitivamente con los fantasmas que atenazaban a España. De la mano de Balaguer, que anotó dos goles consecutivos, la selección encontró definitivamente la forma para romper la defensa eslovena, un remedio ya clásico dentro del recetario español: velocidad, velocidad y velocidad.

Un ritmo que España aumenta todavía un punto más, gracias a su actividad defensiva, que no sólo permitió a los de Jordi Ribera cerrar a Eslovenia todos los caminos al gol, sino además, y quizá lo más importante, permitió a la selección desplegar sus rápidas transiciones.

Sin dar tiempo casi a colocarse a la defensa eslovena, el conjunto español destrozó con rápidas contras al conjunto balcánico: el 18-10 con el que se llegó al descanso ya dejaba el choque totalmente sentenciado.



Club de prensa