+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Dos años de tapas

Ferecor El Bar celebra su particular semana de San Froilán con tres proposiciones para degustar con cualquier bebida. barco de jamón serrano sobre costa de anchoas de Barbate, pimiento del piquillo y jamón serrano todo ello muy picado con mayonesa; pollito de palitos de mar fritos con guindilla y ajo, cocidos en caldo de gambas de Huelva con mousse de pato o bien una tosta de bonito frito en escabeche mezclado con tomate natural y pulpo a feria.

 

Ferecor El Bar se encuentra en la avenida Padre Isla número 105 de la capital leonesa. -

ramiro -

p.r.b.
06/10/2017

Octubre es siempre especial para los responsables de Ferecor El Bar, en la avenida Padre Isla 105, ya que celebran su particular aniversario desde que este negocio comenzase a ganarse el favor de numerosos clientes a base de buenas tapas y mejores bebidas. Tanto Marta como Tato tienen claro cómo seguir con esta filosofía. «Hacemos tapas nuevas prácticamente cada día, intentamos combinar todos los productos para reinventarnos».

Las ofertas y las vueltas de tuerca son otra constante de este establecimiento durante todo el año. Ahora «tenemos oferta del mes tanto en cervezas como en vinos, decantándonos por el chateo tan de León y que se está perdiendo. Para ello contamos con un vino tanto blanco, tinto como clarete a sólo un euro con su tapa».

Al mismo tiempo disponen de una amplia carta de cervezas, vermuts y tapas —frías y calientes— «la mayoría hechas en el momento». Quienes se pasen por Ferecor El Bar estos días tienen la opción de probar su barco de jamón serrano sobre costa de anchoas de Barbate, pimiento del piquillo y jamón serrano todo ello muy picado con mayonesa; el pollito de palitos de mar fritos con guindilla y ajo, cocidos en caldo de gambas de Huelva con mousse de pato o bien una tosta de bonito frito en escabeche mezclado con tomate natural y pulpo a feria, entre otras muchas exquisiteces.

Mención aparte merecen la tortilla, queso, cecina y la estrella de San Froilán, morcilla ahumada leonesa con mermelada de manzana y chorizo entrecallado hecho al vino Prieto Picudo. Todo es poco para seguir sorprendiendo a sus clientes. «Ellos son lo primero y ahora que acabamos de cumplir dos años queremos darle las gracias por su confianza y fidelidad invitando a todos aquellos leoneses y turistas que aún no nos conozcan a que se pasen por aquí. No quedarán indiferentes», finaliza Tato.

Buscar tiempo en otra localidad