+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

poesía

Amo la libertad y sus orillas

a las órdenes del viento Raquel Lanseros Prólogo de Paula Bozalongo, Valaparaíso, Granada, 2012. 98 páginas.

 

Amo la libertad y sus orillas -

josé enrique martínez
10/03/2013

Raquel Lanseros goza de gran estima en el mundo joven y no joven de la poesía. Acaba de ponerse A las órdenes del viento con una selección de poemas de todos sus libros, a los que me voy a referir brevemente. Los dos primeros se publicaron en 2005: Leyendas del promontorio y Diario de un destello. Del primero ha afirmado la propia poeta que es muy íntimo, profundamente vivencial y auténtico, con la frescura de la expresión más directa, sin demasiados razonamientos ni distancias, más allá de lo meramente intuitivo. Del segundo ha dicho que pretende ser un viaje a través de lugares, personas o situaciones que la han impresionado positivamente, aludiendo con la palabra ‘destello’ a ese gran impacto emocional causado por todas esas cosas de la vida que tienen fuerza y brillo, que nos deslumbran y nos hacen enamorarnos del mundo e involucrarnos en él.

Por mi parte, entendí enseguida que en la poesía de Raquel Lanseros se aunaban emoción y pensamiento y que a los diferentes motivos que iban apareciendo en los poemas (amor y olvido, solidaridad, desprecio de la vanidad y el odio...), los traspasaba un mismo fondo: el anhelo de algo más allá de lo perceptible, pero con la clara conciencia de las limitaciones humanas. Observaba además vigor formal y firmeza vital, frente a la languidez afectada de otros jóvenes poetas. Potencia imaginativa y vibración cordial volvemos a encontrar en su tercer libro, Los ojos de la niebla, con voz que vibra y hace vibrar y que elude lo anecdótico para poetizar lo sustancial, que no está lejos de los sentimientos provocados por el vivir cotidiano, las situaciones ordinarias y los seres más entrañables que en este libro son personajes anónimos situados en una determinada coyuntura vital.

En su discurrir, los poemas van desgranando pensamientos sobre la vida, el recuerdo, los afectos, el tiempo, la memoria, los vislumbres momentáneos y ocasionales que pueden cambiar una vida, etc. Finalmente, en Croniria (2009) dio Lanseros otra muestra de su voz robusta y audaz, propia de una poeta de hoy, dueña de su cuerpo y de su libertad, que celebra la vida y, dentro de ella, el cuerpo, el amor, la pasión y el gozo de la carne; en resumen, la cernudiana libertad de sentirse esclava de amor. Debo añadir que A las órdenes del viento se cierra con algunos poemas últimos que están la altura de sus mejores composiciones.

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla