Diario de León | Domingo, 22 de octubre de 2017

EDUCACIÓN

Sólo un centro de los 30 de la provincia participará este curso en la FP Dual

El año pasado fueron dos y únicamente sigue el concertado del Buen Suceso de La Robla

A. CALVO | LEÓN 01/12/2014

Sólo un centro de FP, de la treintena que existen en la provincia de León, impartirá este curso la FP Dual, un programa específico para aumentar la relación entre el centro educativo y la empresa que la Junta de Castilla y León está promoviendo e impulsando para conseguir una mayor motivación en el alumnado disminuyendo el abandono escolar temprano, facilitar la inserción laboral como consecuencia de un mayor contacto con las industrias, incrementar la vinculación y corresponsabilidad del tejido empresarial con la Formación Profesional, potenciar la relación del profesorado de estas enseñanzas con las compañías del sector y favorecer la transferencia de conocimientos. Sin embargo, este modelo en la provincia no ha cuajado y tan sólo resiste el centro concertado Virgen del Buen Suceso de La Robla, que este año volverá a compartir estudiantes de los ciclos Construcciones metálicas, Sistemas microinformáticos y redes e Instalaciones eléctricas con dos empresas.

Está previsto que, al igual que ocurriera el año pasado, participen en el proyecto de FP Dual «tres alumnos o cuatro como mucho», apuntan desde el centro roblano, que este año ya tiene acuerdos con las empresas Tudela Veguín y Dimar, que acogerán a los alumnos. El curso pasado fueron tres empresas y tres alumnos.

El IES de Astorga, que el año pasado puso en marcha la FP Dual para el ciclo de Panadería, repostería y confitería ha decidido no continuar este curso. El anterior, catorce empresas acogieron a sus quince alumnos y aunque la experiencia fue «positiva», según comenta el jefe de estudios Pío Álvarez, este año ningún docente se animó a continuar con el programa.

«El programa es flexible y se puede elegir el curso, el semestre, el calendario y los horarios», explican el jefe de estudios y la directora del Virgen del Buen Suceso, Javier Díaz y María Luisa Bajo, siempre y cuando el 33% del currículo se haga en la empresa. En el centro roblano buscan un perfil de alumno «maduro y responsable», que generalmente suele haberse reenganchado al sistema educativo porque no encuentra un trabajo y decide continuar estudiando. Pese a que las posibilidades de inserción laboral son mayores, al entrar directamente en contacto con el mercado laboral durante la formación, los alumnos tampoco están muy animados a participar en el programa, según explican desde el Virgen del Buen Suceso. «La idea que llega al estudiante es que en la empresa aprenderán cosas muy específicas, mientras que si continúan con la formación íntegra en el centro, adquieren conocimientos más genéricos y piensan que a las empresas van a producir», matizan. De los 80 posibles candidatos del centro, tan sólo tres se han ofrecido a formarse en FP Dual.

Entre los motivos que apuntan desde algunos centros de FP para el escaso éxito de la formación dual en la provincia está la escasa red de industrias que existen en León y que, en la mayoría de los casos, se trata de empresas pequeñas que no tienen capacidad para asumir las exigencias de esta formación.