+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Río Tinto cierra la mina de talco de Puebla de Lillo y la planta de Boñar

El agotamiento de las reservas de mineral aboca al fin a una de las explotaciones históricas de la provincia, y deja sin empleo a los 41 trabajadores que tiene

 

La mina a cielo abierto de Respina y la fábrica de Boñar dejarán de funcionar en año y medio - RAMIRO

maría jesús muñiz | leónmaría jesús muñiz | león 22/01/2010

La minería del talco toca a su fin en la provincia. Después de casi un siglo de explotación, las minas de Puebla de Lillo (sólo quedaba en activo la explotación a cielo abierto) abandonarán definitivamente la actividad, que conllevará también el cierre de la planta de procesado de Boñar. El agotamiento de las reservas de mineral es la causa que provoca el cierre de la mina, según la multinacional Rio Tinto Minerals, su propietaria. El cese de la actividad afectará a los 41 trabajadores que actualmente emplea esta empresa en León.

«Todas las minas son finitas y desafortunadamente cerrar por agotamiento de las reservas es un hecho consustancial a nuestra actividad», aseguraba ayer José Manuel Domínguez, director general de las operaciones de Rio Tinto Minerals (antes Luzenac-Sociedad Española de Talco) en España. Domínguez añadió: «Sentimos profundamente la pérdida de empleos que el cierre va a implicar, y trabajaremos estrechamente con los representantes de los trabajadores, los sindicatos y las autoridades legales durante todo el proceso».

Producción anual. Actualmente la mina de talco de León tiene una producción anual de 50.000 toneladas. Respina está ubicada en Puebla de Lillo, y genera un producto cristalino de gran pureza, que se procesa en la fábrica de Boñar.

Entre sus destinos principales están los mercados cerámicos, de pinturas y cosméticos de España y Portugal. La producción de esta mina a cielo abierto se inició en 1975.

La multinacional Rio Tinto Minerals aglutina a 2.200 empleados repartidos en 35 explotaciones en los cinco continentes; y tiene más de 5.000 clientes en todo el mundo. Según la empresa, suministra el 25% de la demanda mundial de talco bajo la marca Luzenac, y el 43% de la demanda mundial de boratos refinados bajo la marca comercial Borax 20 Mule Team.

El talco se aplica en las industrias del papel, las pinturas, los plásticos, cerámica, productos cosméticos, agricultura y productos farmacéuticos. Por su parte los boratos se utilizan en la fabricación de productos para las plantas y también en alimentación humana; además de fabricación de vidrio, cerámica o detergentes.

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla