+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Hans Herrmann. 90 años… de leyenda

Nacido en Stuttgart en 1928, considerado como una de la leyendas del automovilismo deportivo de todos los tiempos, Hans Herrmann atesoró más de 80 triunfos en su haber deportivo: Mille Miglia, Targa Florio, Carrera Panamericana y por descontado… las 24 Heures du Mans, firmando para Porsche la primera victoria absoluta (1970) en el mágico trazado de La Sharthe, al volante del icónico 917.

 

Hans Herrmann ‘ofreció’ a Porsche, al volante del mítico 917, su primera victoria absoluta en Le Mans (1970). - PRSCH

Hans Herrmann. 90 años… de leyenda -

J. F. Z.
03/03/2018

‘Hans in Glück’ —Hans en suerte— arrancó su carrra deportiva

En 1952, a bordo de un Porsche 356 privado, arrancaba la carrera deportiva de ‘Hans im Glück’ —Hans en suerte— en diversas subidas de montaña (especialidad muy popular en la época). Al año siguiente, debutaría en Le Mans con victoria (Porsche 550 Coupé) en la categoría de 1.5 litros, a la vez que se alzaba con el campeonato alemán de «Automóviles Deportivos», lo que atraería la atención del incontestable patrón deportivo de Mercedes-Benz, Alferd Neubauer que, con 26 años, lo contraría para formar parte de una histórica formación de la Estrella Plateada: Juan Manuel Fangio, Stirling Moss, Kart Kling… y Hans Herrmann.

Un par de años después (1954) se consolidaría la ‘unión’ Porsche/Herrmann con el triunfo de clase (550 Spyder) en la Mille Miglia y la Carrera Panamericana.

Precisamente el año en el que Herrmann, copilotado por Herbert Linge, ‘se metió’ por debajo de las barreras de un paso a nivel ferroviario en la Mille Miglia (Mercedes 300 SL), hecho del que acabó dando fe una tarjeta postal con una fotografía del momento: «Glück muss man haben»… «tienes que tenar suerte», rezaba la inscripción… que acabó convirtiéndose en leyenda.

Cuando en 1955 Mercedes se retiró de las carreras a resultas del grave accidente de Le Mans, Hans Herrmann volvería a Porsche y, tras unos ‘errantes’ años —Maserati, BRM, Borgward…—, 1959 sería el año del ‘regreso a casa’, y a renglón seguido (1960) el de una nueva victoria: 12 Horas de Sbring, compartiendo volante en el 718 Spyder RS 60 con Olivier Gendebien, ‘primer paso’ para el triunfo de Porsche en el Mundial de Resistencia.

Poco después, el binomio Hermann/Porsche RS Spyder 60, junto con Joakim Bonnier, se impondría en la Targa Florio siciliana y, demostrando una envidiable dualidad deportiva, Hans se alzaría con el título de campeón europeo de Fórmula 2 con el Porsche 718.

En 1962, otra ‘deserción’: Carlos Abarth, el icónico preparador vienés, lo ficharía; para volver al ‘redil porschístico’ en 1966, donde Hans tomarían parte en infinidad de carreras de Resistencia, Campeonato de Europa de Subidas en Cuesta e impartiendo cursos de conducción para futuros pilotos de la marca en el —entonces— recién inaugurado Centro de Desarrollo de Weissach.

A finales de los sesenta (1969), otro equipo oficial de relumbrón en Porsche: Jo Siffert, Vic Elford, Rolf Stommelen, Udo Schütz, Gerhard Mister y el propio Hermann, ‘regalaron’ a Porsche el primer título de campeón del Mundo de Constructores, tras habérselas ‘tenido’— y ‘entregado’— a Jacky Ickx y al Ford GT 40 —otros míticos de la época— una de las victorias más disputadas que recoge la historia de Le Mans: 120 metros separarían a Hans Hermann de la victoria… tras 24 Heures.

Eso sí, al año siguiente, la revancha: en su undécima participación en La Sarthe, Hermann serviría en bandeja… de plata… ‘aquella’ primera victoria «total» de Porsche en la ‘carrera de las carreras’.

A sus 42 años, ‘Hans im Glück’ (nobleza obliga, se lo había prometido a su esposa Madeleine) puso fin a su carrera «activa»… con una victoria.

Ahora, a los 90 bien cumplidos —y disfrutados—, Hans Hermann ‘todavía’ es capaz de deleitar a los aficionados con participaciones en carreras históricas: Le Mans Classic y Targa Florio Clásica, y siempre presente en eventos promocionales en ‘su’ casa de Porsche. ¡Glückwunsch!

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla