+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

EDITORIAL | Agua como recurso natural de gran interés y aprovechamiento turístico

 

23/01/2017

La presencia de manantiales de aguas calientes, relacionados en muchos casos con propiedades curativas como consecuencia de las altas mineralizaciones, llevó a la provincia a tener en el siglo XIX una gran oferta de balnearios, de los que sólo uno se mantiene abierto, el de Caldas de Luna. Pero en la memoria social todavía se conservan referencias a las caldas de Getino —el ayuntamiento en su día un acceso que es gratuito—, de Cofiñal, de Nocedo, de Boñar y de San Adrián, los baños de Villanueva de la Tercia, el manantial de Los Barrancos, en Folgoso de la Ribera, etcétera, con temperaturas por encima de los 25 grados y con propiedades terapéuticas muy apreciadas. De hecho, la Ley de Minas cataloga en la provincia hasta veinte fuentes termales y nueve plantas de envasado.

Esas manifestaciones termales han sido tradicionalmente aprovechadas por los vecinos, aunque no en las condiciones más adecuadas. La Junta, apoyada en un estudio del Instituto Geológico y Minero de España, ideó un plan para poner en valor el potencial hidromineral y garantizar la calidad de las explotaciones, instando a los sectores empresariales a aprovechar la riqueza y variedad de esas aguas minerales. Pero esas inversiones están todavía por desarrollar a la espera de una mejor coyuntura económica que la de años pasados.

León acaba de presentar en Fitur sus propuestas poniendo el acento en el turismo de naturaleza y aventura y anunciando nuevas infraestructuras. Desde esa perspectiva y desde la amplitud de sus posibilidades, sumar otra parece más que razonable. Pero ese aprovechamiento, directamente ligado a la presencia de un recurso de vital que además no admite deslocalización, está condicionado a la inversión y a la promoción. Enriquecería de manera importante la oferta turística, fortalecería el sector y contribuiría a generar riqueza y empleo y a fijar población en áreas en las que es muy necesario.