+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

velilla de la reina

La tradición sigue viva

Velilla de la Reina rescata los oficios del pasado y los congrega en una muestra con setenta auténticos artesanos

 

La tradición sigue viva -

G. OTERO / D. RODRÍGUEZ | vELILLA
12/08/2013

 

La artesanía tradicional se extingue y pocos son quienes apuesten por recuperarla. La Asociación Cultural Toros y Guirrios se dedica a esta labor. Para ello congregaron ayer, en la Plaza del Adrio, a unos setenta artesanos dispuestos a mostrar a los asistentes los entresijos de sus labores.

 

Águeda García tiene 82 años y lleva desde los 17 hilando lana. En su momento era un apoyo para la economía familiar, ahora ha quedado relegado a este tipo de eventos. Emiliano Blanco, presidente de la asociación, comenta que esta es la única fiesta de la provincia enfocada más a la exposición y a la demostración que a la venta de los productos. «Son artesanos que ejercen el oficio. Cada edición cuesta más encontrar  a gente que realice un oficio tradicional», declara  Emiliano. Por esta razón este año han tenido que prescindir de alfarero. Lo que comenzó como una feria de artesanía de la comarca se ha extendido a toda la provincia.

 

Mino Marcos es el panadero de Cimanes del Tejar, está es la décima vez que acude a la feria y para la ocasión ha traído hogazas de centeno hechas tradicionalmente. «A la gente le gusta y repetimos todos los años». Confiesa que el suyo es un oficio sacrificado, «madrugamos mucho» y que quizás por ello no ha encontrado relevo.

 

Uno de los puestos más llamativos es el de Federico Ramos y su mujer. Juntos venden las castañuelas que él hace desde su jubilación. Este es su segundo año y aunque se vende poco, asegura que «aquí hay más personas que aprecian la artesanía».

 

Con la careta de la vaca, Miguel Ángel Martinez elabora  las abarcas, un tipo de calzado tradicional. Confiesa que su venta no da para vivir y que solo los fabrica para eventos como los antruejos.

 

Nélida Gutiérrez es la última persona que aún elabora los tradicionales mondo y rosco. Aprendió de su marido quien  recuperó estos dulces nupciales hace 33 años. Comenta que los hombres corrían el mondo y las mujeres cantaban  la rosca. «Ha salido la madrina bien compuesta y bien vestida...» tararea la velillense .




Buscar tiempo en otra localidad

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla