+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

El malestar por los semáforos de Puente Villarente saca a los vecinos a la calle

Con el lema de «seguimos vivos» más de un centenar de personas exigen solución a las restricciones .

 

Los vecinos ‘tomaron’ ayer de forma pacífica el puente para protestar por la restricción del tráfico con semáforos. MARCIANO PÉREZ -

11/10/2018

maría carnero | león

Los vecinos de Puente Villarente y de los municipios aledaños no pueden más. Desde hace más de tres meses su principal vía de comunicación, el puente de la N-601 que sortea el Porma, tiene limitada su circulación a un sólo sentido, lo que ha obligado a instalar semáforos que regulan el acceso para desesperación de los usuarios.

Para protestar por esta situación, más de un centenar de vecinos protagonizaron ayer una protesta pacífica por el puente con la que trataron de visibilidad su malestar por una situación a la que califican de «inexplicable».

Todo comenzó en abril de este año, cuando el conductor de un camión colisionó contra la barandilla del puente. Tras señalizar los desperfectos ocasionados en los cerca de 20 metros de estructura metálica, los vehículos siguieron circulando con normalidad por la travesía hasta que tres meses más tarde se inauguró el nuevo tramo de la autovía A-60 (León-Valladolid) entre Puente Villarente y Mansilla de las Mulas. A partir de ese momento, los responsables de mantenimiento de esta carretera nacional instalaron un refuerzo de vallas de hormigón asentadas en mitad de la calzada del puente, lo que impide la circulación en ambos sentidos, por lo que instalaron semáforos en los dos accesos del puente para alternar el paso de los vehículos, algo que ocasiona constantes retenciones en la carretera .

«Si antes de que abrieran la autovía circulaban por este puente cerca de 10.000 vehículos diarios, y a pesar de estar ya rota la barandilla no restringieron la circulación, porqué la limitan ahora que sólo pasan entre 500 y mil conductores al día», comenta Manuel Álvarez, portavoz de los vecinos y alcalde pedáneo de Toldanos, que añade que «o antes fueron unos irresponsables por no tomar medidas o ahora son unos ridículos por restringir la circulación cuando a penas hay tráfico».

Los vecinos están muy enfadados con esta situación, y si tras la manifestación de hoy no reciben una explicación por parte del Ministerio de Fomento en un plazo de 48 horas celebrarán una asamblea en la que decidirán llevar a cabo medias de protesta «más contundentes», explica Álvarez.

«Seguimos vivos», insistían los vecinos del Puente durante la manifestación. «Si está siendo muy duro palear contra los efectos que en nuestros negocios está teniendo la autovía, con el brutal descenso de conductores circulando por la zona, encima tenemos que sufrir las retenciones y los inconvenientes de los semáforos», comentan.

Los vecinos ya han hecho llegar su protesta a la Subdelegación del Gobierno en León, y la única respuesta que han recibido es que se proyecta una obra de gran envergadura en la infraestructura. Los vecinos exigen que si es así se les informe de dicho proyecto, de los plazos de ejecución y que se busquen medias alternativas a las restricciones de circulación, como la reparación temporal de la barandilla.



Club de prensa




   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla