+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

El Órbigo tiene competencia

Experimentan con éxito el cultivo del lúpulo en Ávila.

 

El lúpulo puede alcanzar hasta 8 metros de altura. - norberto

dl | león
02/08/2012

El monopolio del lúpulo nacional que hasta ahora poseía la ribera del Órbigo tiene competidores a la vista. El 90% de la producción nacional de lúpulo, hasta el momento, se concentra en León, y en concreto, en el entorno de Carrizo de la Ribera. El 10% restante se localiza en La Rioja y Galicia, aunque toda esta cosecha tan solo cubre el 50% de la demanda nacional. Con ello, la Sociedad Anónima Española de Fomento del Lúpulo, con sede en Villanueva de Carrizo y presidida por Eloy Rodríguez, busca desde hace tres años nuevas zonas para poder ir supliendo este déficit ,que por el momento se cubre con importaciones de Estados Unidos, Alemania o la República Checa.

La provincia afortunada para la plantación de esta flor de la cerveza ha sido Ávila. La Sociedad se puso en contacto con Asaja Ávila, que rápidamente se interesó por el proyecto porque, como indicó su presidente, Joaquín Antonio Pino, el cultivo de remolacha en La Moraña está en retroceso y ocurre lo mismo con el tabaco en el Valle de Tiétar, por lo que el cultivo del lúpulo servirá como alternativa para crear empleo y fijar a la población joven en el mundo rural.

Ayer se presentó el proyecto piloto por el que se instalarán cuatro campos de ensayo, de unos 1.500 metros cuadrados en cada caso y en los que se han sembrado 400 plantas para testar su rendimiento en función del suelo de cada zona.

La primera fase del proyecto, la plantación, se realizó el pasado mes de junio, por lo que en la actualidad se vigila la adaptación de las plantas al clima y al suelo. De momento parece ser que los resultados son satisfactorios, aunque, de todos modos, habrá que esperar dos años para obtener conclusiones definitivas. La rentabilidad de estas cosechas puede ascender a los 3.000 o incluso 6.000 euros por hectárea, en función de si la explotación es familiar o profesional.

Finalmente, los cuatro campos de cultivo se distribuyen, dos en la comarca de La Moraña, uno en Valle Amblés, en Niharra, y el cuarto en Candeleda, en pleno valle del Tiétar.

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla