+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Investigación premiada

Comer un huevo al día dicen ahora que es bueno

Un estudio liderado por el Idibell llega a esta conclusión tras el seguimiento durante 18 años de 40.000 personas

 

Huevos preparados para la venta - EFE / ROBIN VAN LONKHUIJSEN

El Periódico
12/10/2018

Hace unos años, comer demasiados huevos era algo que muchos creían peligroso para la salud, y se aconsejaba ingerir a lo sumo dos o tres a la semana. Estudios posteriores han rebatido esta creencia. El último que ha salido a la luz está liderado por el Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (Idibell). La conclusión es que un consumo moderado de huevos, hasta uno al día, es compatible con una dieta saludable y no conlleva efectos negativos ni tiene relación directa con la supervivencia de la población. La investigación se ha llevado a cabo mediante un seguimiento durante 18 años de 40.000 personas de entre 29 y 69 años.

El estudio, dado a conocer con motivo de la celebración hoy del Día Mundial del Huevo, se ha hecho en consumidores de huevos de las provincias de Asturias, Granada, Guipúzcoa, Murcia y Navarra y se ha publicado en la revista 'European Journal of Nutrition'.

El trabajo, que ha dirigido el investigador del Idibell, Raúl Zamora, y en el que ha colaborado cinco centros de Epidemiología y Salud Pública de toda España liderados por el jefe de la Unidad de Nutrición y Cáncer del Instituto Catalán de Oncología (ICO), Antonio Agudo, ha recibido el premio de investigación del Instituto de Estudios del Huevo y fue llevado a cabo de forma independiente por el equipo de investigación durante 2107 y 2018.

"Este estudio permite recomendar a la población general el consumo moderado de huevo, hasta un huevo al día, dentro de una dieta variada y saludable, como podría ser la dieta mediterránea", ha resumido Zamora.

La investigación se ha llevado a cabo en la cohorte EPIC-España (European Prospective Investigation into Cancer and Nutrition Study) de más de 40.000 hombres y mujeres provenientes de las provincias de Asturias, Granada, Guipúzcoa, Murcia y Navarra, reclutadas entre 1992 y 1996 y seguidas hasta 2011-2013 dependiendo de cada centro.

18 años de seguimiento

Todos los participantes eran personas sanas, mayoritariamente donantes de sangre, y dieron su consentimiento para participar en este estudio, en el que los investigadores pudieron obtener la fecha y causa del fallecimiento de los participantes fallecidos durante el seguimiento gracias al Instituto Nacional de Estadística.

En cuanto al consumo de huevos de cada participante se estimó gracias a un cuestionario de la dieta realizado durante una entrevista personal al inicio del estudio.

Durante los 18 años de seguimiento, el trabajo ha certificado 3.561 defunciones de las cuales 1.694 fueron a causa del cáncer, 761 de enfermedades cardiovasculares y 870 debido a otros factores.

El consumo medio de huevos de los participantes del estudio fue de alrededor de medio huevo diario (22 gramos/día en mujeres y 31 gramos/día en hombres), considerando que un huevo estándar pesa aproximadamente 50 gramos (su porción comestible).

El porcentaje de participantes que no consumían huevo fue solo del 5% y de los que comían más de un huevo al día (50 gramos/día) fue menor al 10%, por lo que el resultado no puede extrapolarse a consumos superiores.

En este estudio no se observó ninguna diferencia significativa en la supervivencia total -ni por cáncer ni por enfermedad cardiovascular- entre los consumidores más elevados de huevo (30 y 43 gramos/día en mujeres y hombres respectivamente).

"En próximas fases del estudio sería interesante investigar la asociación entre comer huevos y el riesgo de sufrir enfermedades neurodegenerativas, como el párkinson o el alzhéimer, ya que nuestros resultados sugieren una posible asociación protectora con la mortalidad de estas enfermedades", ha comentado Zamora.

Un alimento básico

El presidente de la Federación Avícola Catalana (FAC), Joan Anton Rafecas, con motivo del Día Mundial del Huevo de hoy, ha recordado que "los huevos son fuente de proteínas de alta calidad para todas las etapas de la vida" y ha informado de que los catalanes consumen 76 millones de docenas de huevos al año.

"Hay que hacer valer esta característica que convierte el huevo en un alimento básico que cubre los requisitos nutricionales de población, con un valor añadido sobre oras fuentes de proteína: su mayor biodisponibilidad, es decir, que los nutrientes que aporta son más fáciles de absorber por el organismo", ha añadido.

Según el presidente de los productores catalanes, los cuartos en el ránking de España, la yema del huevo es la mejor fuente dietética en colina, un nutriente clave que contribuye a la formación de las membranas celulares del feto e incrementa la producción de lipoproteínas.

"La proteína del huevo también ayuda a reparar los tejidos corporales a medida que envejecemos, por eso a lo largo de la vida aporta importantes beneficios a los huesos, músculos, cartílagos, piel y sangre", ha abundado Rafecas, que ha desterrado el mito de que el huevo produce mucho colesterol.

Las comunidades de Castilla-La Mancha, Castilla-León y Aragón, seguidas de Catalunya son las que producen más huevos.

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla