+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Instan a donar sangre de los grupos negativos

Las reservas están «justitas», aseguran desde la Federación de Donantes Las hermandades de la provincia recibirán 143.000 euros.

 

21/01/2017

efe | león

Castilla y León cerró 2016 con 105.064 donaciones de sangre y derivados, 42,5 por mil habitantes, por encima de la media nacional, con 65.000 donantes activos, de ellos 10.419 nuevos, y el reto de hacer frente al envejecimiento con el relevo generacional y elevar la media de donaciones, que está en 1,4 por donante.

Estos son algunos de los datos facilitados con motivo de la renovación del convenio anual de colaboración entre las hermandades de donantes de sangre de la Comunidad y la Fundación regional de Hemoterapia y Hemodonación. Las hermandades de donantes de sangre de la provincia recibirán 143.000 euros, 78.000 para Bierzo-Laciana y 65.000 para la de León.

El número de donaciones, similar al del año anterior, permite hacer frente a la actividad sanitaria tanto pública como privada en la Comunidad con niveles de «calidad y seguridad» no sólo en las transfusiones de sangre sino en otros tratamientos que utilizan derivados de ese producto sanitario, como los tratamientos oncológicos, cuidados intensivos o pacientes con problemas de salud renales y hepáticos.

Ante el problema del envejecimiento de la población pero también de la marcha de población joven, el trabajo de las hermandades y de la Consejería se orienta a buscar la adhesión del donante, para superar esa donación casi simbólica que hace cada uno al año, cuando los hombres pueden hacer hasta cuatro y tres las mujeres.

Envejecimiento

La directora del Centro de hemoterapia y hemodonación de Castilla y León, Lidia Blanco, explicó que aunque la media de donaciones aconsejada por la OMS está en 40 por mil, se trata de un dato antiguo, que está en cuestión, y que ahora está en 35 por mil, por la mejora en las técnicas quirúrgicas, si bien ha compartido que en unos años el problema del envejecimiento puede incidir también en la sostenibilidad de las futuras donaciones de sangre.

En el 2016 Castilla y León contó con 65.000 donantes de sangre activos, aunque ha llegado a tener hasta 500.000 censados, y para conseguir esas más de 105.000 donaciones se realizaron 5.312 colectas, 3.089 en puntos fijos, lo que da idea de la adhesión del donante, y 2.223 en puntos móviles, que se adaptan a cada provincia y territorio.

Lidia Blanco ha explicado que actualmente hay reservas suficientes de sangre en la Comunidad, aunque como sucede después de cada etapa de vacaciones de Navidad y con la gripe de la temporada el centro de hemoterapia está «algo justito» en los grupos negativos.

De los 800.000 euros que recibirán las hermandades para su funcionamiento, Ávila recibirá cerca de 70.000 euros, la de Bierzo-Laciana más de 78.000, la de Burgos superará los 127.000, y la de León tendrá cerca de 65.000. La de Palencia recibirá 48.511 euros, la de Salamanca más de 61.400, la de Segovia cerca de 54.900, la de Soria más de 36.570, la de Valladolid más de 125.000 y la de Zamora más de 79.300, con otros 30.000 euros para la federación regional de donantes.

Buscar tiempo en otra localidad

   
Escribe tu comentario

Para escribir un comentario necesitas estar registrado.
Accede con tu cuenta o regístrate.

Recordarme

Si no tienes cuenta de Usuario registrado como Usuario de Diario de León

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla