+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario de León:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

Las pirámides ceden ante el turismo sanitario

Egipto quiere inversores que abonen el sector más castigado Los turistas buscan en el país la cura de la hepatitis C.

 

El atractivo turístico de las pirámides pierde fuerza en el sector turístico egipcio, que apenas supone el 8% del PIB. KHALED EL-FIQI -

22/01/2017

Miguel Lorenci | Madrid

«Egipto es un país seguro». Lo repite como un mantra Mohamed Yehia Rashed, ministro de Turismo de Egipto, que busca en España inversiones e iniciativas que abonen la confianza en su muy castigado sector. El turismo supone hoy apenas el 8% del PIB del país, pero el ministro, con un larga carrera en el sector hotelero, espera alcanzar niveles del 12% y sueña con llegar incluso al 20%. No descuida «ningún mercado, ni ninguna fórmula» y se congratula del crecimiento del turismo sanitario que ha llevado a su país a decenas de miles de personas en busca de tratamiento asequible para la hepatitis C. «Es un sector muy diversificado en Egipto», dice el ministro, que enumera la amplia oferta de su país en Fitur, la gran feria del sector que hace de Madrid la capital mundial del Turismo. «Hay cultura e historia. El Nilo, Luxor, Assuan o El Cairo, con su inagotable oferta sobre antiguo Egipto y de los faraones, la historia islámica y la copta», dice.

Destaca también la espectacular oferta de resorts, de sol y playa, sin olvidar «el turismo de golf, de desierto y el emergente turismo médico». «Somos un país pionero en ofrecer, con enorme éxito, tratamiento eficaz para la hepatitis C y hemos tratado unos 800.000 casos» se ufana. Es un nuevo mercado que no deja de crecer y atrae a decenas de miles de turistas. Ya hay en España agencias especializadas que ofrecen por unos 6.000 euros viaje y tratamiento en el país de los faraones. Con casi 10 millones de infectados por hepatitis C, Egipto es el país de mundo con mayor prevalencia del hepatitis C, que afecta a uno de cada diez egipcios entre 15 y 60 años. Pero el país fabrica genéricos a precios más que asequibles. Un tratamiento por el que su día se pagó en España más de 30.000 euros y su Gobierno se ha planteado el reto de reducir a cero la incidencia en 2020. En todo el mundo hay más de 400 millones de infectados con hepatitis B o C, una enfermedad que se cobra millón y medio de vidas al año, según la OMS.

El ministro desea que los Reyes de España acepten su invitación de visitar el país del Nilo, cuya industria turística «da francas muestras de recuperación y tiene un futuro esperanzador». «Es básicamente un país seguro. En los últimos años no se ha registrado un solo incidente que involucrara a turistas. Es ahora mismo uno de los lugares más seguros del mundo», reitera el alto funcionario.