sábado 24/10/20

Un árbol fósil de diez millones de años

El ‘rumiyasqa mallki’, en quechua ‘árbol convertido en piedra’, fue descubierto en 2014 en el Altiplano peruano y ahora los estudios paleontológicos han determinado su antigüedad
Un investigador posa junto al ‘rumiyasqa mallki’, en San Miguel (Perú). INSTITUTO SMITHSONIANO

Habitantes de la apartada población de San Miguel han guiado a un equipo de investigadores del Smithsonian hasta el lugar donde estaba el «rumiyasqa mallki», un árbol fósil de 10 millones de años que ha abierto una inesperada ventana al pasado del Altiplano peruano, evidenciando los drásticos cambios ambientales que sufrieron los Andes centrales a lo largo de ese lapso.

«Rumiyasqa mallki» es una voz en quechua que se puede traducir como «árbol convertido en piedra», comentó a Efe la paleontóloga Camila Martínez, becaria del Instituto Smithsonian de Investigaciones Tropicales (Stri), con sede en Panamá, al relatar que este fósil extraordinario fue hallado por habitantes de este áspero paisaje de la meseta central andina situado a 4.000 metros sobre el nivel del mar.

Lo dicen las plantas

El Altiplano tenía la mitad de altura que en la actualidad, 2.000 metros

«Cuando nosotros vimos este árbol quedamos muy impactados y queríamos saber por qué estaba ahí». Los modelos climáticos «predecían que para ese momento (hace 10 millones de años) la región de los Andes centrales debía de ser mucho más seca» y no podía dar cabida a un espécimen de este tipo, explica Martínez, doctora en Biología Vegetal por la Universidad de Cornell (EE.UU.).

Los investigadores llegaron hasta el fósil, hallado en excelentes condiciones de preservación, durante una primera expedición al lugar en 2014, precisa la investigadora colombiana. Ahora le han puesto edad. «Este árbol tiene 10 millones de años, lo que significa que es 40 veces más viejo que la humanidad.

Al mirar sus células en el microscopio supimos que hacía parte de la familia del fríjol, que es la más característica de los trópicos y muchas de sus especies son árboles que pueden llegar a ser tan altos como un edificio de 10 pisos», explica la paleontóloga. Al recopilar toda la información que dieron los fósiles se ha podido identificar qué tipo de plantas vivían en esa parte del Altiplano andino hace 10 millones de año, y «logramos entender que la elevación era la mitad de lo que es hoy», es decir 2.000 metros sobre el nivel del mar.

Un árbol fósil de diez millones de años
Comentarios