lunes 09.12.2019
Test de protección

Ciberseguridad sobre ruedas

Test para protegerse. No sólo vigilan la privacidad de las comunicaciones, sino la seguridad de los sistemas de conectividad de los vehículos ante posibles manipulaciones. Eurocybcar es uno de los proyectos finalistas del Cibersecurity Ventures del Incibe
El test de Eurocybcar permite determinar hasta qué punto es seguro un vehículo ante posibles ataques o manipulaciones. DL
El test de Eurocybcar permite determinar hasta qué punto es seguro un vehículo ante posibles ataques o manipulaciones. DL

Conocer el nivel de ciberseguridad de los vehículos es un objetivo en el que las empresas de I+D están volcando sus desarrollos, ante el reto que supone no sólo el incremento de la conectividad de los coches sino las crecientes amenazas a las que están sujetos. Una de las soluciones más innovadoras en este campo ha sido una de las finalistas en el Cibersecurity Ventures, la aceleradora de proyectos empresariales del Instituto Nacional de Ciberseguridad (Incibe). Se trata de Erocybcar, un proyecto empresarial instalado en el Parque Tecnológico de Álava y que se ha perfilado con la mentorización de expertos en el instituto con sede en León. Eurocybcar es «un test que tiene un doble objetivo», según explica Azucena Hernández, directora general de la compañía. «Por un lado trata de comprobar que el coche protege de forma correcta la privacidad de las personas que viajan en él, pero sobre todo pretende conocer si protege sus vidas. ¿Cómo? Descubriendo si resulta sencillo que alguien pueda acceder, de forma física o remota, a los sistemas de un automóvil y alterar su funcionamiento».

 

Hernández explica que en el test de Eurocybcar se realizan tres tipos de pruebas: pruebas de acceso físico, de acceso remoto y de aplicaciones oficiales que ponen en el mercado las propias marcas de automóviles para controlar a distancia sus coches, y que el conductor se descarga en su móvil. «Todas estas pruebas son realizadas por un equipo de auditores certificados, compuesto por hackers, probadores de coches y expertos en temas legales». El resultado es que «ya es posible saber, de manera oficial y contrastada, si un vehículo es ciberseguro. Algo muy importante, porque afecta a la privacidad, pero también a la vida de quienes viajan en él».

 

La CEO de Eurocybcar señala que «los automóviles candidatos a pasar el test son todos aquellos que dispongan de un mínimo de tecnología a bordo. Es decir, prácticamente todos. Basta con que cuenten entre su equipamiento con sistemas tan habituales a día de hoy como bluetooth, navegador, ABS, conexión wifi, llave con mando a distancia, airbag o una aplicación que permita controlar datos y funciones del vehículo desde el móvil, como abrir puertas, encender luces, conocer la posición exacta del coche,...». Incluso la llamada de emergencia, que es algo obligatorio en todos los coches de nueva homologación a partir de abril de 2018».

 

Una vez que el vehículo se ha sometido al protocolo de pruebas de Eurocybcar se le otorga un sello con una nota que va del uno al cinco. «Cuanto más alta sea la nota significa que el coche analizado dispone de un mayor nivel de protección. Es decir, será una garantía de que se está ante un modelo en el que se protegen los datos que el coche almacena, por ejemplo cuando se conecta un smartphone».

 

El sistema desarrollado no sólo analiza la seguridad de los sistemas de privacidad, sino que presta especial atención a las «medidas mínimas para evitar que alguien pueda tomar el control a distancia de elementos como la dirección, los frenos, el motor,... Peligros que podrían causar accidentes con grave riesgo no sólo para las vidas de los ocupantes del coche, sino para el del resto de los usuarios de las vías». Para ello, destaca Azucena Hernández, no es necesario que un ciberdelincuente recurra a complejas estrategias para acceder al automóvil,basta con que una persona conecte un USB con un virus en las tomas del vehículo para que el coche se infecte, y eso termine por afectar al funcionamiento de sus sistemas de control, provocando incluso que el vehículo se pare de repente mientras está en marcha.

 

El test de Eurocybcar ha despertado el itnerés de instituciones, cuerpos policiales, empresas de flotas de vehículos,... «Además, colaboramos con los fabricantes de coches, porque el sistema permite proporcionar una información muy valiosa al usuario de cara a la compra de un vehículo». La CEO de la compañía señala que «igual que existen EuroNCAP y GreenCap para medir la seguridad y el nivel ecológico, ahora con Eurocybcar ya es posible saber qué nivel de ciberseguridad ofrece un coche».

Ciberseguridad sobre ruedas
Comentarios