lunes 10/8/20

El libro que se llevó Franco

DF26P2F4-21-02-50-9.jpg
DF26P2F4-21-02-50-9.jpg

Franco se quedó un tesoro leonés hace 55 años y, desde entonces, se encuentra en paradero desconocido El 11 julio de 1964 el dictador llega a León para clausurar el Congreso Eucarístico, un viaje en el que exige beber del Grial en una misa celebrada al aire libre en Papalaguinda y del que se lleva un regalo de incalculable valor: el Manuscrito de Astorga, del siglo XVII. Es uno de los tratados más antiguos de Europa sobre el arte de imitar moscas, con plumas de gallo, para la pesca de truchas. La Diputación lo ha reclamado sin éxito en varias ocasiones.

El libro que se llevó Franco