viernes 30/10/20
Naturaleza

Flora mágica en el valle de las hadas

De vigilante minero a experto en botánica. Piélago del Moro reedita la gran obra Flores silvestres de Laciana, que reúne la riqueza de la comarca
luis fernández fernández
LUIS FERNÁNDEZ FERNÁNDEZ

Plantas Silvestres de la Comarca de Laciana es el resultado de las caminatas, buscando y fotografiando plantas silvestres por los pueblos, bosques y montañas de la comarca de Laciana.

Así lo explica Luis Fernández, su autor, un prejubilado de la MSP que ha demostrado que no hace falta arañar en los instentinos de la montaña para prender la mecha de la economía.

«Siempre me ha gustado la naturaleza, pero desde que era un niño me llamaban la atención las plantas silvestres», explica Luis, que comenzó a fotografiar la flora con 18 años.

«Así llegué a lograr una buena colección», asegura y añade que a partir del año 2000 el hobby se convirtió en algo mucho más serio gracias al apoyo que le dieron Carlos Manuel Romero, catedrático de Biología Vegetal y la bióloga Cristina Carralero Bióloga para que plasmara estas fotografías con sus descripciones en un libro.

Luis comenzó a organizar todo el trabajo, buscando datos (nombres latinos y castellanos) en numerosas obras y así logró reunir información de 568 taxones cuya nomenclatura pasaba a Carlos Romero, para que la corrigiera.

Así, en la investigación se ha incluido, por ejemplo, una nueva especie —Taraxacum lacianense— descubierta en una de las brañas de Villager de Laciana por Antonio Galán de Mera y José Alfredo Vicente Orellana de la Universidad San Pablo-CEU de Madrid.

Plantas Silvestres de Laciana ha sido reeditada por Piélago del Moro, con la colaboración del Club Xeitu, la Asociación Amigos de Doñaña y la Fundación Santander.

Este libro, ‘PLANTAS SILVESTRES DE LACIANA’, pretende dar a conocer parte de la biodiversidad vegetal que existe en este valle que goza de altos valores ecológicos y paisajísticos, y conserva los mejores bosques mixtos de la Cordillera Cantábrica.

Incluido en la Red Natura 2000 y reconocido como Zepa (Zona de Especial Protección para las Aves) y LIC (Lugar de Importancia Comunitaria), el valle de Laciana fue declarado en 2003 Reserva de la Biosfera por la Unesco.

El volumen recoge información de 568 especies, con una precisa descripción y fotografías que ayudan a la identificación y reconocimiento de cada una, así como otras curiosidades, la ubicación en que pueden verse y otros datos de interés como sus nombres en la lengua vernácula de la zona, el patsuezu.

Luis Fernández es vigilante de minas jubilado y participa en excursiones, charlas divulgativas, exposiciones y otras iniciativas.

Amante de la naturaleza desde su infancia y aficionado a la fotografía, esta obra –cuya primera edición vio la luz en 2012 editada por el Club Xeitu– es el resultado de muchos años de trabajo y un profundo conocimiento de la zona.

Ha sido autor de otras publicaciones, como Rioscuro, imágenes en la memoria, o Toponimia de Robles de Laciana.

Tal como describía en el prólogo el catedrático Carlos Manuel Romero, Luis Fernández ha sabido conjugar en su libro «intuitivamente la amenidad y el rigor científico, la impecable descripción fotográfica con curiosas pinceladas etnobotánicas, tal vez debido a su inquietud botánica y a su profunda humanidad, reforzadas por el encanto sin límites del paisaje forestal que contempla desde su braña».

Flora mágica en el valle de las hadas
Comentarios