miércoles. 08.02.2023
                      DR8P4F3-12-21-18-7.jpg
DR8P4F3-12-21-18-7.jpg

Concebida sin grandes pretensiones, como un cóctel de suspense y romanticismo para el gran público, tuvo una buena acogida en salas y crítica, y obtuvo los Óscar a la mejor película, al mejor director y al mejor guión adaptado.

La producción de Warner Brothers, un melodrama ubicado en el exótico escenario de la ciudad marroquí de Casablanca durante la Segunda Guerra Mundial, está basada en la obra teatral ‘Everybody Comes to Rick’s’ de Murray Burnett y Joan Alison.

El productor Hal B. Wallis eligió para la dirección a Michael Curtiz, un cineasta húngaro nacionalizado estadounidense que había logrado éxitos de taquilla con ‘La carga de la brigada ligera’ y ‘Robín de los bosques’. Especializado en títulos bélicos y de aventuras, con alguna aproximación al cine negro, acometió el rodaje de la que sería su cinta más famosa.

La adaptación del guión corrió a cargo de Julius J. y Philip G. Epstein, que contaron con la colaboración de Howard E. Koch, autor de la narración de la controvertida versión radiada de ‘La guerra de los mundos’ de Orson Welles.

Está preservada en el Archivo Nacional de la Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos por sus valores culturales, históricos y estéticos. Además, ha sido reconocida en el tercer puesto de la lista de ‘Las 100 películas que todo el mundo debería ver’ del American Film Institute.

UNA JOYA QUE CUSTODIA EL CONGRESO DE ESTADOS UNIDOS
Comentarios