martes 26/10/21

PROFESIONAL

Cientos de agricultores convocados por la asociación Unión de Uniones (UdU) se han concentrado esta semana en Madrid, ante la sede del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA), en defensa de la PAC para profesionales del campo y de precios justos.
Protestas ante el Ministerio de Agricultura. efe

dl

La concentración contó según los organizadores, con unos 400 productores procedentes de la Comunitat Valenciana, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Cataluña, Madrid, Extremadura, Andalucía, Galicia, Cantabria y La Rioja, principalmente.

Los asistentes han colocado dos tractores llegados desde Castilla-La Mancha frente a la sede del MAPA y sacos y cajas de patatas, zanahorias, uvas, lechugas y otros alimentos y bebidas por las que los productores aseguran que reciben precios bajos.

«La gran distribución: basta de arruinar al campo! Por una Ley de la Cadena Alimentaria justa» y «Ahora sí… la PAC para los agricultores y democracia en el campo» eran los dos grandes lemas de las pancartas que se han desplegado en la concentración, en la que los pitidos de los manifestantes eran constantes.

En declaraciones a los medios, el coordinador estatal de UdU, José Manuel de las Heras, ha asegurado que la protesta es, sobre todo, para demandar al Ministerio una definición de «agricultor activo» que propicie que las ayudas de la futura PAC las perciban aquellos agricultores que tienen la tierra para vivir». Para UdU, el Plan Estratégico que el Gobierno ultima de cara al reparto de ayudas de la próxima PAC debe definir esa figura de agricultor activo como aquel que consiga al menos el 25 % de su renta de actividades agropecuarias, estableciendo la salvedad para los perceptores que cobren menos de 1.250 euros. «La propuesta que se debate ahora establecería el tope mínimo en 5.000 euros», ha criticado antes de asegurar que esa opción conllevaría a que el reparto de las ayudas «siguiera tal y como está hasta ahora».

«Pedimos al ministro que reflexione, tiene muy poco coste político y mucha justicia social», ha afirmado, a la vez que ha lamentado que «los consejeros de Agricultura» regionales «estén presionado para que sigan teniendo los mismos fondos que antes sin importar a quién tienen que ir» destinados.

Otra de las reivindicaciones es que «de una vez para siempre se defina la Ley de Cadena Alimentaria». Ha recordado que el compromiso era que se aprobara en el periodo de sesiones del Congreso antes de las vacaciones estivales, pero ha apuntado que la Comisión de Agricultura no tiene previsto que se retome su debate hasta el día 22 de septiembre. UdU ha presentado 24 enmiendas al borrador del texto de la nueva ley, de las que De las Heras ha destacado dos; la primera, la «eliminación de la venta a pérdidas», que para él es la «línea roja» que no se puede traspasar en las relaciones comerciales y que hay que definir claramente en la normativa para evitar que suceda. La segunda, que impulse un «especial seguimiento» de los precios de aquellas cadenas de distribución que cuentan con una cuota de mercado superior al 8 %.

PROFESIONAL
Comentarios