miércoles 27/1/21

Reanimación cardiopulmonar en tiempos del coronavirus

La doctora Ana María Vázquez de la Universidad de León. DL
La doctora Ana María Vázquez de la Universidad de León. DL

«Ante la actual pandemia generada por el Virus SARS-CoV-2, cualquier víctima que sufre una parada cardiorrespiratoria ha de ser considerada como un posible covid-19 y por tanto, transmisor de la enfermedad, por lo que el primer interviniente ha de extremar las precauciones y su seguridad personal», explica la investigadora de la Universidad de León Ana María Vázquez Casares, para añadir que el Consejo Europeo de Reanimación Cardiopulmonar es el órgano responsable de establecer normas comunes para la calidad y homogeneidad en la realización y en la enseñanza de las maniobras de Reanimación. En España, el Plan Nacional de Reanimación Cardiopulmonar ha incluido modificaciones en el protocolo de Reanimación Cardiopulmonar básica. «El objetivo es que se brinde la mejor atención a las víctimas, dando respuesta a las exigencias de seguridad para el primer interviniente, minimizando el riesgo de transmisión vírica de la víctima al reanimador», apunta, para destacar que los dos eventos de divulgación científica organizados por el Área de Cultura Científica del Vicerrectorado de Investigación y Transferencia de la Universidad de León, buscan «favorecer y acercar la ciencia a la comunidad, acercando el conocimiento científico y técnico, en un lenguaje ameno a la ciudadanía, a todos los públicos a través de una gran variedad de actividades gratuitas». Así, el Grupo Cuidas de la Universidad de León, ha participado con dos talleres con el objetivo de dar a conocer estas nuevas recomendaciones del Plan Nacional de Reanimación Cardiopulmonar. Las recomendaciones presentadas se fundamentan en la evidencia científica y en las opiniones de expertos, en cuanto a la transmisión del virus a través de las gotas respiratorias y los aerosoles generados por la víctima y movilizados durante la ejecución de las maniobras para su reanimación. «Esto, unido a la proximidad mantenida durante la realización de las maniobras entre la víctima y el reanimador, se constituyen como los principales vehículos de transmisión», explica, por lo que se incide especialmente en dos medidas esenciales, que forman el eje vertebral de las nuevas recomendaciones: la realización de compresiones cardiacas únicamente, y la adopción de medidas de seguridad por parte del reanimador: la colocación de mascarillas y el lavado y desinfección de manos posterior. Ambos talleres, de 30 minutos de duración, destinados a la población, como potenciales testigos y primeros intervinientes, han sido desarrollados por un equipo de enfermeros, coordinados por la doctora Vázquez, que cuentan con una amplia experiencia en la enseñanza de RCP y en simulación clínica, lo que ha permitido que los talleres pudieran ser desarrollados por videoconferencia (Google Meet), con las demostraciones de escenarios de simulación y la aplicación de aplicaciones destinadas al entrenamiento de estas técnicas. Ambos talleres contaron con una amplia aceptación, participación y un alto grado de satisfacción.

Reanimación cardiopulmonar en tiempos del coronavirus
Comentarios