jueves 26/11/20

territorio romano

ramiro
ramiro

Las Cortes de Castilla y León acaban de aprobar, por unanimidad de todos sus grupos políticos, una Proposición No de Ley para instar a la Junta a apoyar, priorizar y potenciar las infraestructuras culturales y turísticas del proyecto de la Calzada Romana del valle de Curueño.

Para el Ayuntamiento de Valdelugueros, por donde pasan 20 kilómetros de este trazado histórico, se trata de un importante impulso a la labor que lleva realizando durante años,, por lo que ahora piden que ese apoyo se materialice en fondos económicos para llevarlo a cabo. El Ayuntamiento, a través de subvenciones del Instituto Leonés de Cultura, ya ha restaurado el tramo de calzada a su paso por Lugueros. También con fondos propios y del Grupo de Acción Local Montaña de Riaño ya acometieron anteriormente lla restauración de los ocho uentes Romanos que atraviesan la Calzada.

El objetivo, recuperar turísticamente este importante recurso y convertirlo en un aliciente turístico de primer nivel para el municipio.

La llamada Ruta de los Puentes ofrece al visitante la oportunidad de adentrarse por este camino milenario y disfrutar de los espectaculares enclaves que atesora este municipio que se encuentra en plena Reserva de la Biosfera de Los Argüellos. Historia y naturaleza, pasado y presente, se dan la mano para adentrar al visitante en una experiencia enriquecedora en todos los sentidos. El itinerario puede ser recorrido a pie en diferentes etapas o con el vehículo haciendo las paradas oportunas en cada uno de los ocho puentes milenarios que fueron utilizados desde época romana para sortear las aguas de río Curueño, y que forma parte además de la Ruta de las Reliquias, el Camino Allerano o la primitiva senda de San Salvador, que une León y Asturias .

El primer puente de esta ruta es el puente del Ahorcado o también conocido como el puente de Los Verdugos, ya que al parecer en la Edad Media Edad Media colgaban allí a los acusados por delitos graves. Situado justo a la entrada del municipio de Valdelugueros, en la localidad de Valdeteja, destaca por su gran altitud, ya que alcanza los nueve metros y medio.

Después esta el Puente de Villarín, que es posiblemente el que mejor conserva su estructura. Continua el Puente de Villarías, uno de los más pequeños ya que no atraviesa el Curueño, sino precisamente el arroyo del que lleva su nombre.

Después viene el puente de Lugueros, a la salida de esta localidad, que está junto al molino. El puente consta de tres arcos y aunque se mantiene aún su base de construcción romana, la parte superior es medieval, época en la que se realizaron las restauraciones más importantes. Situado a aproximadamente un kilómetro de Lugueros está el puente de Campo de Lugueros, conocido popularmente en la zona como la Puente Nueva. Es el mas grande de la ruta y aunque mantiene su base romana, su estructura principal es medieval.

En Cerulleda hay dos puentes de origen romano, uno situado a la entrada del pueblo y otro a la salida, que son conocidos como la puente de Abajo y la puente de Arriba respectivamente. Para finalizar, está el pontón de Francamuerta, al que se llega dejando atrás Redipuertas, el último pueblo que hay antes del alto de Vegarada y comenzar la subida al puerto.

territorio romano
Comentarios