viernes 10.07.2020
Crisis por el coronavirus

Mañueco pide el aplazamiento de los pagos a la Seguridad Social para salvar la hostelería

El presidente de la Junta critica a la ministra de Trabajo por generar «incertidumbre» con la desescalada hasta diciembre
JCYL
JCYL

El presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, recordó ayer al Gobierno que el sector turístico, «clave para León y para Castilla y León», se ha visto afectado «de manera notabilísima» por la pandemia que ha cercenado una buena parte de la actividad económica, al igual que otros como el comercio.

Ante esto, solicitó al Ejecutivo de Pedro Sánchez medidas concretas para amortiguar el golpe y censuró las declaraciones de la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, quien planteó una desescalada en dos fases que retrasaría la reactivación completa de la hostelería y el ocio hasta diciembre. La idea se encontró el sábado con la oposición de sindicatos, patronal y hosteleros, que exigieron una «discriminación positiva» para salvar el Turismo en León.

Mañueco considera que lo que propone Díaz debe basarse en criterios sanitarios, de expertos, y deben aportarse certezas. Sin embargo, cree que en lo que dice hay «más incertidumbres que certezas, más opiniones políticas que el criterio de los expertos», en los que apoya cualquier decisión sobre cómo debe activarse de nuevo la economía.

El sector turístico, clave para León y para Castilla y León, se ha visto afectado de manera notabilísima

Por ello, reclamó al Gobierno el aplazamiento de las cuotas a la Seguridad Social y de los impuestos estatales porque es importante para la supervivencia de la hostelería, un sector con el que, asegura, mantiene contactos.

Aludió al respecto al paquete de ayudas que aprobó la Junta para incentivar la formación, mejora y modernización del sector y aseguró que se apostará, de cara al futuro, por la seguridad, no sólo de sus trabajadores, sino de los servicios que presta a todos los usuarios.

En cuanto a medidas como el uso de bonos o descuentos que permitan retomar la actividad de mejor manera, el presidente autonómico señaló que el sector aún intentaba salir de la crisis iniciada en 2008 y ya había hecho un esfuerzo en esta línea, por lo que ve «complejo» que se pongan en marcha descuentos.

Sin embargo, cree que los «bonos» serían un recurso que se podría «estudiar», aunque insistió en la «incertidumbre» que aún hay desde el punto de vista sanitario que todavía no aclara dudas sobre la capacidad de movilidad que se podrá tener de cara al verano.

En cuanto a los viajes de mayores, apuntó que se suspendieron en su momento los del Club de los 60 previstos para primavera, pero «habrá que esperar» a ver cómo transcurre la situación para tomar una decisión en el futuro respecto al resto del programa.

En este sentido, la alianza para la excelencia turística (Exceltur) desveló ayer en un informe que, a día de hoy y de cumplirse los escenarios previstos para una posible reactivación del turismo, se enfrenta a una caída de 92.556 millones de euros y una pérdida del 60,7,% de la actividad. Estos datos están basados sobre un escenario de tres meses como mínimo de restricciones a partir de finales de marzo, y utilizando también algunas estimaciones recientes que apuntan a que podría regresar de manera escalonada a partir del verano.

Mañueco pide el aplazamiento de los pagos a la Seguridad Social para salvar la hostelería