martes. 06.12.2022

La Sanidad se prepara para el aluvión

■ León llega a 32 positivos y el Hospital llamará a todos los usuarios de las consultas y cirugía para reorganizar las citas 
■ El gerente hace un llamamiento para que los leoneses se queden en casa y eviten en todo lo posible acudir al Caule
■ El servicio de Urgencias se amplía y readapta para separar los casos respiratorios de los pediátricos y de traumatología
El área de Urgencias se readaptará para separar a pacientes con problemas respiratorios. JESÚS F. SALVADORES

La Sanidad leonesa se rearma para ganar la batalla al coronavirus y para hacer frente al aluvión de casos que se prevé que se produzcan en los próximos días. El Hospital comenzó ayer a readaptar el área de Urgencias para convertirla, previsiblemente, desde el martes en la boca de llegada de los usuarios con síntomas de la enfermedad.

El grueso de sus 2.700 metros cuadrados, excepto la zona de Traumatología, servirán para esos nuevos pacientes, mientras las urgencias pediátricas se trasladarán a una planta del complejo asistencial. El gerente, Alfonso Suárez, explica que la medida pretende separar claramente las urgencias respiratorias, de las ‘normales’, las infantiles y las traumatológicas para restar opciones a la expansión del virus, que ayer saltó de los 10 casos del jueves a los 32.

Suárez lanza, además, un llamamiento a la ciudadanía para que se queden en sus casas y eviten en la medida de lo posible acudir al Caule. En esa línea, se modificarán las consultas y las operaciones de cirugía.

«Los médicos van a llamar a cada uno de sus pacientes para valorar si la consulta debe efectuarse presencialmente y entonces se les dará una nueva cita para espaciarlas cada media hora; o bien se puede aplazar, y entrarían en un buzón para ser llamados más adelante». El gerente aclara que todas las operaciones tumorales y urgentes se seguirán efectuando con normalidad, pero el resto se reorganizará, tras analizarse cada caso, para efectuarse más adelante. El Hospital llamará para explicárselo a cada paciente de esas listas.

El Caule dispone ya de dos plantas para el coronavirus, la actual con 28 camas donde están alojados varios afectados y otra preparada con la misma capacidad en Virgen Blanca. Cuando se superen esas sesenta hospitalizaciones, las siguientes se derivarán al Monte San Isidro. Como medida paralela, está previsto trasladar a enfermos de otras patologías a San Juan de Dios para ‘despejar’ el Hospital y evitar contagios.

La Sanidad privada se ha puesto a disposición de Sacyl en esta situación excepcional para colaborar. Por su parte, el presidente del Colegio de Médicos de León, José Luis Díaz Villarig, propuso incluso recurrir a la clínica Altollano (en concurso de acreedores) si se necesitan más camas, porque posee toda la tecnología de un hospital en perfecto estado de funcionamiento, con sus respiradores. Los sindicatos también celebraron ayer reuniones para liberar a sus sindicalistas de sus tareas para que puedan incorporarse a las plantillas orgánicas si se necesita. Se recuerda que ante una sintomatología menor no se deben utilizar los servicios de Urgencias ni del Hospital ni de los ambulatorios.

La Sanidad se prepara para el aluvión