martes 24/5/22
convenio con el consejo

Agricultura terapéutica

Los enfermos de Alfaem comenzarán a recibir terapia «al aire libre» con la explotación de una finca de 3.000 metros en Camponaraya.
Momento del acto de la firma del convenio entre Alfaem y el Consejo Comarcal del Bierzo. DL

j. c. f. | Ponferrada

El Consejo Comarcal del Bierzo, a través de la iniciativa del Banco de Tierras, y la asociación Alfaem de Salud Mental frimaron en la mañana de este miércoles un convenio de colaboración de carácter bianual con el que se pondrá en marcha un huerto terapéutico a fin de que «personas con discapacidad por enfermedad mental puedan desararollar actividades terapéuticas y formativas, así como se le abran a estos nuevas oportunidades laborales».

La iniciativa, que arrancará esta misma campaña, se materializará con la ocupación de una finca de 3.000 metros cuadrados cedida por sus propietarios —Aurelia y Jesús— y ubicada en la carretera del Canal, en el término municipal de Camponaraya. «Desde el Consejo nos encargaremos, a través del Banco de tierras de gestionar la cesión del terreno a Alfaem por dos años, así como de proporcionarles la instrumentación agrícola necesaria, las semillas y los semilleros. También de la formación y el asesoramiento técnico, a través tanto de nuestro personal, como en virtud de los convenios de colaboración que tenemos con la Asociación Berciana de Agricultoresy la IGP del Pimiento», destacó Gerardo Álvarez Courel, quien añadió a estos compromisos que recoge el convenio «la comercialización de los productos que se cultiven en esta finca» a través de los lineales que tiene el banco de tierras en varios supermercados.

«El huerto es más que una extensión de terreno», aseguró José Manuel Martínez, representante de Alfaem en el Bierzo. Y es que la firma de este convenio persigue la consecución de tres fines primordiales. Además de la terapia ‘al aire libre’ que recibirán 15 personas con discapacidad mental «como vehículo para desarrollar o recuperar la autonomía personal», también se contempla como uno de sus retos «el incremento de las acciones formativas y de práctica laboral vinculadas al sector primario», así como «la comercialización de los productos vegetales que resulten de la explotación de este terreno».

Desde el Consejo Comarcal, su presidente recordó que este «enfoque social» que reviste la cesión de esta parcela del Banco de Tierras a Alfaem, no es la primera que se materializa, ya que, recordó, que se han concretado cesiones de parcelas de viñedo a Asprona Bierzo y de una parcela de terreno a una asociación ecuatoriana para el cultivo, tanto de productos del pais sudamericano como típicos de la comarca del Bierzo, en esa parcela, señaló Gerardo Álvarez Courel.

Agricultura terapéutica