lunes 23.09.2019

El alcalde se juega 50 euros al Euromillón como salida a la crisis

El alcalde se juega 50 euros al Euromillón como salida a la crisis

Los vecinos de Cacabelos pueden estar hoy doblemente atentos al bote de 149 millones de euros del sorteo del Euromillón. El alcalde anunció ayer que ha decidido jugarse 50 euros de su bolsillo en un boleto de este juego, en otro de la Bonoloto y en un tercero de la Primitiva.

«Tal y como están las cosas he decidido echar mano del azar y esta misma mañana he jugado a nombre del pueblo 50 euros de mis recursos al Euromillón, la Primitiva y la Bonoloto», explicó Adolfo Canedo a los atónitos periodistas congregados en el salón de plenos. Y a renglón seguido fue depositando los justificantes de cada una de las apuestas sobre la mesa presidencial para que quedara constancia gráfica.

El golpe de efecto aparentemente humorístico acabó, sin embargo, con un toque mucho más tragicómico y acorde con la situación que atraviesan las arcas del tercer municipio en importancia de la comarca del Bierzo por número de habitantes. El de las lágrimas asomando tras las gafas del alcalde, confesándose impotente ante la sucesión de calamidades económicas con las que ha arrancado su mandato.

Adolfo Canedo, reconocido en la villa del Cúa por su provervial religiosidad, admitió que tendrá que encomendarse más que al trabajo y a la divinidad. «Como creyente que soy, además de rezar tendré que aplicarme el otro cuento. Que si quiero que nos toque la lotería al menos tendremos que echar el boleto», justificó su inédito recurso a la Onlae. Su tono de voz, sin embargo, tenía poco que ver con la parodia o el sarcasmo.

El alcalde se juega 50 euros al Euromillón como salida a la crisis