jueves. 08.12.2022

¿Qué decidió el alcalde de Ponferrada con su obra ilegal de Salas?

Olegario Ramón dice que se enteró de la obra en su municipio cuando ya estaba terminada
                      Aunque el alcalde ordenaba la «inmediata» demolición de los bloques de cemento de esta fachada protegida, por la mañana seguían en pie. A. F. BARREDO
Aunque el alcalde ordenaba la «inmediata» demolición de los bloques de cemento de esta fachada protegida, por la mañana seguían en pie. A. F. BARREDO

Tres días después de enterarse de la ilegalidad urbanística, (al menos a través de un correo electrónico remitido a la Alcaldía por este periódico antes de publicar nada), en la mañana de ayer miércoles el alcalde de Ponferrada, Olegario Ramón, ordenó la demolición de la barra de bar construida con bloques de cemento en la fachada del protegido e histórico consistorio de Salas de los Barrios.

El detonante fue el anuncio de la sección Cultura de la Junta de abrir expediente sancionador por la ilegalidad cometida, sin licencia y permiso de Patrimonio. Patrimonio anunció que envió un arquitecto para inspeccionar la presunta ilegalidad, ahora confirmada por el propio regidor ponferradino. En una grabación de audio remitida ayer a los medios el alcalde Olegario Ramón asegura lo siguiente: «Esta mañana he dado instrucciones para que se proceda a la demolición de la construcción realizada en el edificio de usos múltiples de Salas», en alusión a lo que en su día —finales el siglo pasado— fue casa consistorial, emplazada en un conjunto histórico declarado Bien de Interés Cultural (BIC). El regidor asegura con rotundidad que no se enteró de que se hicieron obras en un pueblo de su municipio, el mismo que dirige con su gestión política. Olegario Ramón lo explica así: «Aún cuando no tuve conocimiento de dicha actuación hasta que ya había sido finalizada, es responsabilidad del alcalde tomar decisiones». El mandatario municipal de Ponferrada asegura que no ha habido «mala intención» en la realización de esta obra ilegal, construida sin permiso de Patrimonio y sin licencia municipal, pero añade finalmente que «es evidente que no cumple la normativa de protección y que, por lo tanto, se debe de actuar en consecuencia y de manera rápida».

Aminorar la multa

El alcalde también dice que intentarán buscar otra solución de servicio al pueblo dentro de la legalidad. Explica textualmente que ha decidido ordenar la demolición de la obra hecha «para evitar cualquiera tipo de conflicto con los responsables de Patrimonio».

En realidad, Patrimonio sigue adelante con el expediente y fijará sanción. La misma puede estar entre 6.000 euros si estima que ha sido una falta leve (pesa el hecho de que el alcalde ha rectificado), los 150.000 de una falta grave o los 600.000, de muy grave.

¿Qué decidió el alcalde de Ponferrada con su obra ilegal de Salas?
Comentarios