martes 17.09.2019
URBANISMO

La aprobación del ARU de La Puebla paralizada por desacuerdos técnicos

Aumenta el riesgo de que Ponferrada pierda la ayuda, empezando por los primeros 800.000€
La aprobación del ARU de La Puebla paralizada por desacuerdos técnicos

El Área de Rehabilitación Urbana (ARU) para la Puebla Norte de Ponferrada sufrió, ayer, un nuevo revés. Finalmente, el Pleno del Ayuntamiento no pudo aprobar, como así se preveía, la convocatoria de subvenciones para reformar edificios en esa zona por la falta de informes técnicos. Las discrepancias entre los servicios municipales han impedido redactar las bases, según explicó la alcaldesa, Gloria Fernández Merayo, que pidió disculpas a los vecinos por un retraso que calificó de «injustificable».

Con este nuevo aplazamiento, aumenta el riesgo de que Ponferrada pierda la ayuda del ARU, empezando por los primeros 800.000 euros que se deben gastar antes de que finalice el año en curso, tal y como se encargó de destacar la portavoz de Ciudadanos, Ruth Santín. Cabe recordar que la inversión prevista para la primera fase supera los cuatro millones de euros.

Antes de todo esto, llamó la atención que la alcaldesa rompiese la disciplina de voto del PP a la hora de nombrar al primer teniente de alcalde, Ricardo Miranda, como vocal de la Fundación de Deportes, que está siendo investigada por la Justicia por los gastos derivados del Mundial de Ciclismo. Fernández Merayo habló de «regalo envenenado» y optó por la abstención —al igual que los demás concejales de la oposición— ante la ausencia del propio Ricardo Miranda por motivos familiares.

ACUERDOS CON ALFAEM Y LA ULE

Por otra parte, la corporación municipal sí ratificó los convenios que la alcaldesa firmó, días atrás, con Alfaem Salud Mental , para la cesión de parte del viejo colegio de Flores del Sil, donde se pretende establecer el nuevo centro asistencial para personas con enfermedades mentales; y con la Universidad de León (ULE), para convertir la Escuela Hogar en un colegio mayor universitario. El primero salió adelante por unanimidad, mientras el segundo lo hizo con la abstención de la oposición.

PSOE, USE y Ciudadanos censuraron la firma de esos acuerdos en tiempo preelectoral y advirtieron de que aún hay demasiadas incógnitas sobre los niños atendidos en la Escuela Hogar y sus profesionales. De hecho, el debate de este punto fue el más polémico y registró varios enfrentamientos dialécticos. Primero, entre la alcaldesa y el portavoz del Grupo Municipal Socialista, Olegario Ramón. Y, después, entre el portavoz de Coalición por el Bierzo (CB), Pedro Muñoz; y la portavoz de Ciudadanos, Ruth Santín.

En el pleno celebrado, ayer, en el Ayuntamiento de Ponferrada también se acordó, por unanimidad, nombrar la calle Callejo del Gato, en el Puente Boeza, y como glorieta Bárcena del Río a la rotonda que da acceso al barrio de Compostilla, la carretera del Pantano y la Fuente del Azufre, al final de la avenida de la Libertad y en el entorno del Museo de la Energía. Pese a la unanimidad, este acuerdo tampoco estuvo exento de cierta polémica y acabó con otro altercado dialéctico entre el concejal bercianista Iván Alonso y de Ponferrada en Común (PeC) Miguel Ángel Fernández.

En la misma sesión y con los votos a favor únicamente del PP y PRB, también se aprobó una modificación de créditos de algo más de 183.000 euros, que se financiará con los remanentes de tesorería del presupuesto anterior, para pagar facturas por obras, servicios y suministros que no se pudieron abonar porque tenían reparos de intervención.

Antes de levantar la sesión, Gloria Fernández Merayo pronunció un emotivo discurso de despedida. Tanto que rompió a llorar tras reconocer que ocupar el puesto de alcaldesa «ha sido un privilegio» y emplazó al futuro alcalde a seguir la máxima de «Ponferrada Primero».

El pleno concluyó con solo 16 de los 25 concejales. A las ausencias de María Antonia Gancedo y Rosa Luna, por dimisión, se unieron las de Ricardo Miranda, Paula Rodríguez y Carmen Morán, que ayer tomó posesión como senadora. Además, en el transcurso de la sesión, se fueron ausentando Tarsicio Carballo, Samuel Folgueral, Santiago Macías y Pedro Muñoz por compromisos electorales.

La aprobación del ARU de La Puebla paralizada por desacuerdos técnicos