lunes 24/1/22

El Ayuntamiento paraliza una antena de móvil en Flores tras la presión vecinal

Cerca de un centenar de vecinos se manifestó para que la decisión sea definitiva.
Los vecinos se concentraron frente al edificio donde pretende ubicarse la antena, en la calle Badajoz de Flores del Sil

Pese a que el Ayuntamiento de Ponferrada decretó el martes pasado la paralización de la instalación de una antena de telefonía móvil en el barrio de Flores del Sil ante la creciente presión vecinal, los ciudadanos afectados no están satisfechos, por eso ayer salieron a la calle a golpe de gritos y pancartas con lemas como «¡No queremos cáncer!». Cerca de un centenar de personas exigieron acciones que obliguen a la empresa a cumplir con lo que marca la ley —denuncian que carece de licencia medioambiental— y mientras tanto continúan recogiendo firmas y hacen retenes. Varios vecinos permanecieron en guardia durante toda la jornada de ayer para evitar que los técnicos de Movistar acudieran a la calle Badajoz del populoso barrio para completar la instalación de una infraestructura que rechazan de pleno, ya que aseguran que aún después de que la Policía Local acudiera al lugar para exigir a los técnicos que detuvieran los trabajos, estos volvieron a la calle. De hecho el martes se produjo un conato de concentración que se disolvió rápidamente tras decidir que ayer se haría una más formal.

«Lo están haciendo sin licencia y sin nada. La instalación está hecha, lo único que queda es conectar la antena y como no nos fiamos de que la paralización sea definitiva y de que la empresa vaya a cumplir con ello, pues hemos decidido concentrarnos, para haber si haciendo presión la empresa abandona sus intenciones», explicó uno de los vecinos que ayer se concentraron frente al bloque de viviendas donde pretende ubicarse la antena.

La protesta de ayer surgió espontáneamente y de la intención exclusiva de varios vecinos que ven como la compañía telefónica ha ultimado todos los detalles técnicos aún careciendo de licencia y temen que cualquier día «lleguen, coloquen la antena y se vayan», aún desoyendo las ordenes municipales. Una concentración, la de ayer, que no obstante no ha contado con el apoyo de la Asociación de Vecinos Flores del Sil, que en esta ocasión ha preferido desvincularse del acto por considerar que hasta el momento han ganado la batalla, ya que la paralización es real. Sí estaba en el lugar el presidente del Partido Regionalista del Bierzo, Tarsicio Carballo.

«La asociación de vecinos ha colaborado con los afectados en otras ocasiones, pero no hemos convocado ni formamos parte de ninguna manifestación. Una vez paralizado, por lo que nosotros abogamos como colectivo vecinal es porque el Ayuntamiento establezca una normativa clara por la cual se antepongan los intereses y la salud de los vecinos a los de las empresas telefónicas. Hay que evitar este tipo de problemas», explicó el protavoz de la asociación, Miguel Ángel Trejo, en declaraciones a este periódico.

El Ayuntamiento paraliza una antena de móvil en Flores tras la presión vecinal
Comentarios