sábado. 28.01.2023

Ya no son un peligro. El Ayuntamiento de Benuza derribó ayer las dos casas en ruinas que amenazaban a la carretera de acceso a la localidad después de que el temporal de lluvia de la semana pasada provocara el desprendimiento de una parte de las viviendas abandonadas sobre el vial. Una enorme pala convirtió en escombros las dos viviendas más peligrosas durante la mañana, pero el alcalde, Rafael Blanco, advirtió de que en Benuza —donde apenas viven una treintena de vecinos en la actualidad— hay todavía demasiadas casas en ruinas. Blanco hizo un llamamiento a sus propietarios para que se hagan cargo de su demolición porque si no el Ayuntamiento, que abrirá más expedientes de ruinas, les pasará la factura.

Por otra parte, Blanco confirmó que la Junta de Castilla y León ya ha comenzado a construir una escollera en la carretera autonómica LE-164 a La Baña después de que el desprendimiento de una ladera en Silván la taponara durante el temporal.

Benuza derriba las dos ruinas que amenazaban la carretera
Comentarios