sábado 24/7/21

Una bodega diseñada en tres volúmenes

tres
El trabajo arquitectónico de Moneo se hace patente en estas tres imágenes del interior de la bodega, de las escaleras, ventanas y cava a modo de lava solidificada. DL

El propio Moneo habla de la bodega berciana de J. Palacios. En su web recuerda que los requisitos del cliente eran que la bodega mantuviera las condiciones climáticas exigidas para la elaboración del vino de un modo natural; que el proceso de elaboración se produjese gradual y escalonadamente; que el acceso rodado en torno a la bodega se produjese distinguiendo tres tipos de tráfico: uvas, trabajadores, visitantes y expedición de vino embotellado. «Dicho lo cual puede entenderse que la bodega se estructure según tres volúmenes bien asentados en el terreno que permiten reconocer lo que es el proceso de vinificación», remarca Moneo.

Una bodega diseñada en tres volúmenes