domingo 5/12/21

Bueno: «El coste de mantener Las Médulas se recuperará con la entrada»

La Junta firmará con los alcaldes del paraje el protocolo previo a la constitución del consorcio turístico en los primeros días de noviembre
                      Vista general de Las Médulas desde el mirador de Orellán, en una imagen de comienzos de año. ANA F. BARREDO
Vista general de Las Médulas desde el mirador de Orellán, en una imagen de comienzos de año. ANA F. BARREDO

Prefiere hablar de distribuir las visitas por todo el paraje antes de que de limitar la afluencia de turistas. Y tiene claro que cobrar por visitar Las Médulas no solo es algo inevitable — «estamos tan acostumbrados a pagar por ver otros espacios que eso ya no es un problema», afirmó— sino necesario para que el espacio arqueológico y natural sea autosuficiente. «El coste del consorcio y del mantenimiento se recuperará con las entradas», aseguraba ayer, a preguntas de este periódico, el director general de Patrimonio de la Junta de Castilla y León, Gumersindo Bueno, a dos semanas de que la Consejería de Cultura y Turismo que dirige Javier Ortega firme con los alcaldes del paraje Patrimonio de la Humanidad el protocolo previo a la constitución del futuro consorcio turístico. A la espera de la firma del protocolo a principios de noviembre y que las partes den el visto bueno al borrador de estatutos, definan la forma de votación y aprueben un sistema «abierto y transparente» para seleccionar al futuro gerente del Consorcio Turístico de Las Médulas, el consenso en torno al control de las visitas y el cobro de algún tipo de entrada parece evidente.

Otra cosa será decidir el precio. «Tendrá que estar dentro de un equilibrio y analizar si incluye todas las propuestas y servicios», como el aparcamiento, por ejemplo afirmó Bueno, que insistió en que la clave que para que la entrada pagada funcione será «ofrecer buenos servicios y que el visitante de Las Médulas disfrute de algo extraordinario». Y aún más, renovar la oferta cultural del paraje», para lograr que el visitante que ya las ha conocido regrese a las antiguas minas de oro romanas.

El planteamiento pasa, insistió bueno, por «redistribuir» a los visitantes por los distintos atractivos del paraje y su entorno —no solo el circo de picachos de arcilla o el mirador de Orellán—, cuajado de restos arqueológicos, rutas y espacios naturales, y eso incluye potenciar la visita en el Castillo de Cornatel o en el Aula de los Canales de Puente Domingo Flórez, para evitar que en los días de mayor afluencia haya que limitar la entrada.

Para ello, el consorcio se apoyará en las nuevas herramientas tecnológicas. Será posible reservar on line la entrada —y sacarls en una taquilla real o virtual en el mismo día para aquellos que improvisen la visita, afirmó Bueno— y redistribuir al visitante por aquellos lugares menos saturados en caso de necesidad gracias a una aplicación. La afluencia máxima que puede soportar el paraje debe determinarse mediante un estudio científico y también es necesario fijar cuántas plazas de aparcamiento hay disponibles.

Gumersindo Bueno confía en que el nuevo Consorcio Turístico entierre la discordia en torno al gestión del paraje. Que Las Médulas sean «sostenibles económicamente» debería ayudar a que así sea.

Bueno: «El coste de mantener Las Médulas se recuperará con la entrada»
Comentarios