martes 19/1/21
Divulgación científica y tecnológica

La Fábrica de Luz también digitaliza su oferta educativa

El museo berciano anuncia que el programa con el que acerca contenidos científicos y tecnológicos a los colegios está disponible para que los alumnos participen a distancia y de forma telemática
Tareas de demolición en la calle del Cristo, ayer. L. DE LA MATA
Tareas de demolición en la calle del Cristo, ayer. L. DE LA MATA

Lo puso en práctica durante al última Semana de la Ciencia, y algunos colegios ya están probando la experiencia. La Fábrica de Luz-Museo de la Energía ha digitalizado su programa educativo, dirigido a los centros de enseñanza de Infantil, Primaria, Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional, para que los alumnos puedan acercarse a los contenidos científicos y tecnológicos de la entidad dependiente de la Fundación Ciudad de la Energía. Se trata de una de las actividades mejor valoradas del museo ponferradino, que quiere facilitar ahora la participación a distancia y de forma telemática de más estudiantes.

El museo recordó ayer en una nota que su personal«guía y acompaña de manera telemática al profesorado en el aula» y facilita previamente material didáctico de apoyo para el equipo docente, a la vez que trabaja «mano a mano» para la coordinar la actividad a distancia. El museo puede además facilitar los materiales necesarios para el taller, que se someten, recuerda, a un proceso de desinfección antes y después de utilizarlos.

Renovado cada año

El programa se renueva cada año y puede consultarse en la web de la Fábrica de Luz

Durante este curso escolar La Fábrica de Luz. Museo de la Energía ofrece también la posibilidad de desplazarse y realizar los talleres experimentales en el propio centro. «Tanto en el Museo como en los centros se respetarán las normas de seguridad e higiene indicadas por las autoridades sanitarias y, además, se trabajará conjuntamente con las entidades educativas paraadecuar las actividades a sus protocolos», deja claro el Museo de la Energía.

La institución recuerda que renueva «totalmente cada año» su oferta educativa y ofrece la posibilidad de combinar las diferentes actividades «diseñando una experiencia formativa adaptada a las necesidades de cada grupo».

Personal de apoyo

El personal del museo guía de forma telemática a los profesores que conectan desde el aula

La principal novedad de este curso es la suma de las nuevas tecnologías a las habituales temáticas de ciencia y energía «en una programación donde el contenido de las actividades, talleres y visitas ha sido completamente actualizado y renovado». Ejemplos son cursos como ‘Programando el invernadero’ un taller experimental que une informática y naturaleza; y ‘Aprende y construye’, donde los participantes construirán y programarán una estación meteorológica para su centro educativo.

La propuesta de talleres científico-tecnológicos y visitas dinamizadas pretende complementar la labor didáctica y apoyar la actividad docente que desarrollan los centros.

El programa está disponible en la web de la Fábrica de Luz (www.lafabricadeluz.org)

La Fábrica de Luz también digitaliza su oferta educativa