sábado. 28.01.2023
Las ocho poblaciones del valle de Fornela permanecen prácticamente incomunicadas por carretera a consecuencia de las fuertes heladas registradas sobre las precipitaciones de nieve de finales de la pasada semana. Desde el sábado pasado, según denunció ayer el alcalde del Ayuntamiento de Peranzanes, Vicente Díaz, es casi imposible circular por estas carreteras de montaña, en donde la mayoría de la población es octogenaria y carece de los medios para desplazarse por la zona para cualquier problema. El alcalde de Peranzanes aseguró en Radio Bierzo que si no se pone remedio a esta situación de aislamiento llegará un momento en el que quede despoblada toda la zona. Vicente Díaz cuenta que las inclemencias meteorológicas ocasionan «miedo» en la población, y hace que la mayoría de las personas se vayan de los pueblos en invierno con sus familiares de Ponferrada, León o Barcelona. El alcalde también dio a conocer que el ejemplo más sangrante se produjo el pasado domingo en la localidad de Guímara, en donde falleció una persona y tienen problemas para celebrar hoy el entierro. El médico contó con dificultades para llegar a la casa del difunto y certificar su muerte, y los amigos y familiares del fallecido cuentan igualmente con muchas dificultades para poder acceder al pueblo de Guímara. El entierro de esta persona es hoy martes, y desde el Ayuntamiento de Peranzanes esperan que se haya solucionado el problema enviando sal a las carreteras de la zona para retirar el hielo. La máquina quitanieves de Fabero trabajó el domingo retirando la nieve, pero no pudo con las placas de hielo situadas en la calzada.

El hielo incomunica por carretera los pueblos del valle de Fornela
Comentarios