domingo. 14.08.2022

El portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Ponferrada, Marco Morala, cree que el equipo de gobierno municipal no ha considerado «adecuadamente» las circunstancias que rodean la iluminación de la parte inferior del puente de García Ojeda, que tendrá un coste de 88.000 euros, según el PP, «ni las circunstancias económicas de la ciudad y presupuestarias del Ayuntamiento, ni los problemas más acuciantes que tienen muchos barrios y pueblos del municipio, ni la trayectoria de algunas de sus más recientes ocurrencias». Y es que, según Morala, «la iluminación del puente por abajo va camino de convertirse en el nuevo parklet, caro, superfluo en estos momentos y generador de un enorme cabreo en los ciudadanos».

«Eso sí —añade Morala en un comunicado hecho público ayer —, en una nueva demostración de que gobiernan a golpe de ocurrencia e improvisación, va y se les ocurre hacer obras de iluminación de este calibre en los momentos en los que la electricidad está más cara gracias al extraordinario esfuerzo del Gobierno socialista de Pedro Sánchez».

«Las familias ponferradinas y sobre todo las empresas ponferradinas van sobradas en su gasto energético ¿cómo no va a irlo el Ayuntamiento, dando ejemplo de racionalización del gasto en la factura de la luz? Pues nada, a seguir pidiendo a la gente que tenga los solares limpios y desbrozados cuando no se siega ni se poda en las zonas ajardinadas, y a seguir pidiendo mesura y racionalización del gasto eléctrico cuando se prefieren 24 proyectores de luz para arcos de hormigón en lugar de bombillas de bajo consumo para las calles de los pueblos», insistió Morala. Hace tiempo, añadió el PP en la nota en alusión al alcalde, Olegario Ramón, que debían haber conseguido que el paseo del río fuera más seguro y más atractivo para los viandantes, «como también más cómodo de transitar, pero es evidente que esta no es la fórmula».

El PP pide al equipo de gobierno «un esfuerzo proporcional en otras zonas de Ponferrada», porque, dice, «lejos queda el viejo mantra socialista de «prefieren hacer las obras en el centro y se olvidan de los pueblos». Como no van de día a los pueblos y barrios para no ver baches, maleza y basura, es como para pedirles que vayan de noche para no ver nada, pero miles de ponferradinos no tienen una iluminación adecuada para ir a sus viviendas y trabajos», recordó Morala.

«Iluminar el puente García Ojeda es caro y superfluo»
Comentarios