viernes 27/11/20

La Junta advierte a Catisa para que no saque áridos de la cantera de Carucedo

La inspección de Minas vigilará el cumplimiento de las «voladuras por seguridad».

La Junta de Castilla y León fue ayer tajante y contundente en su pronunciamiento sobre las voladuras de explosivos en la cantera de áridos de Las Médulas. «Del yacimiento no puede salir ningún material; la cantera está paralizada y las voladuras sólo se han permitido por motivos de seguridad, por afianzamiento de taludes y otras cuestiones puramente técnicas de seguridad; para nada más», expresaba ayer el delegado de la Administración autonómica en la provincia de León, Guillermo García.

Desde la Junta, los técnicos de la sección de Industria, por orden del jefe provincial de Industria, han elaborado un informe sobre la situación de la cantera de 63 hectáreas situada en el paraje Peña del Rego, en el término municipal de Carucedo, y en el mismo se indica también que no se podrá explotar la cantera que ahora lleva el administrador concursal y que fue el buque insignia del grupo empresarial Martínez Núñez. De hecho, ayer se adelantaba desde la Junta que han remitido un escrito a los actuales responsables de Catisa para que «no muevan ni una piedra» que tenga que ver con la mera explotación del yacimiento de áridos. Sólo para evitar problemas de desprendimientos de rocas en el ordenamiento de la cantera.

Los técnicos de Minas e Industria también tienen órdenes de estar vigilantes para que el laboreo permitido, sólo por medidas de seguridad, se cumpla y no se utilicen los explosivos para arrancar más piedra para producir áridos frente a Las Médulas, paraje declarado Patrimonio de la Humanidad.

El hecho de que no se pueda explotar la cantera de Catisa de Las Médulas se debe a que carece de licencia ambiental y urbanística. De hecho, el Juzgado de lo Contencioso número 2 de León y también el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León paralizaron la explotación y obligaron al Ayuntamiento de Carucedo —tras la intervención de la Fiscalía de Ponferrada— a paralizar el laboreo. El alcalde se vio obligado a revocar una orden suya en la que sí autorizaba la explotación.

La Junta advierte a Catisa para que no saque áridos de la cantera de Carucedo
Comentarios