domingo. 29.01.2023
LA EVOLUCIÓN DEL SECTOR VITIVINÍCOLA

Luces y sombras de unos vinos que dan mucho de qué hablar

Acumulan premios y elogios nacionales e internacionales, siguen creciendo en el exterior y se abren a la consolidación definitiva en Norteamérica. El vino que se elabora en el Bierzo está de moda, pero enfrenta grandes retos, como la inflación, la amenaza de las renovables y el daño de animales asilvestrados
undefined
Paisaje vitivinícola en el Bierzo. L. DE LA MATA

La sequía ha marcado el último año agrícola en el Bierzo y la vendimia, que se desarrolló entre el 22 de agosto y el 10 de septiembre, concluyó con una reducción del volumen de uva recogida de casi un millón y medio de kilos. De los 12,6 millones que entraron en bodega en 2021 —la mejor campaña de los últimos seis años— se ha pasado a 11,2 millones este año. El estrés hídrico y la necesidad de las plantas de adaptarse a las nuevas condiciones impuestas por el clima provocaron que la uva pesara menos. No obstante, en ningún caso esto variará la calidad de los vinos de la añada, según ha defendido la directora técnica del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Bierzo, Carmen Gómez. Las altas temperaturas registradas durante el verano —la máxima absoluta se elevó tres grados sobre la media anual, hasta los 40,2º— no han influido al alza en la graduación alcohólica y los vinos que vienen serán «frescos, atlánticos y con un elevado carácter varietal». «El grado de maduración ha sido de excelente calidad», subrayaron fuentes del órgano rector de los vinos.

Además, la de 2022 fue una campaña óptima desde el punto de vista sanitario, con poca afección por plagas y enfermedades. Lo que sí ha constituido una amenaza seria, especialmente en zonas como Cubillos del Sil, Los Barrios de Ponferrada, Toral de Merayo o Priaranza, ha sido la acción del jabalí. La falta de alimento de primavera y verano, también por las nulas precipitaciones, y el impacto de los incendios como el de Los Aquilianos llevaron a los animales a acercarse a los núcleos urbanos y a las zonas agrícolas en busca de comida y las viñas se convirtieron en la despensa perfecta. En algunos casos, los daños afectaron al 85% de la parcela en la que se produjo la incursión. Y ni siquiera la colocación de pastores eléctricos o el uso de otro tipo de medidas surtieron efecto.

Entre las amenazas recientes para el sector vitivinícola del Bierzo también está el desarrollo de las energías renovables. Algunos de los proyectos confrontan directamente con la actividad agraria y comprometen viñedo viejo. Por eso, el Consejo Regulador ha presentado alegaciones contra un parque fotovoltaico en Toral de los Vados y también se ha sumado a la reclamación de la Conferencia de Consejos Reguladores de los Vinos de España ante Europa para frenar cualquier invasión renovable en terreno vinícola. «Estamos obligados a cuidar nuestro patrimonio ante la amenaza eólica», ha dicho el presidente de la DO, Adelino Pérez.

Existen debilidades, pero son muchas las fortalezas. La marca Bierzo se consolida en los mercados del vino dentro y fuera de España. Las exportaciones siguen creciendo y el Consejo Regulador prepara una acción específica para mejorar el posicionamiento en Canadá y Estados y Unidos. El objetivo es traer a la comarca a profesionales de ambos países para que conozcan la realidad sobre el terreno y hagan, después, de altavoces en sus respectivos orígenes. Altavoz de los vinos con Denominación de Origen Bierzo es, precisamente, su primer embajador. El Consejo Regulador aprovechó la celebración del Salón de los Vinos del Bierzo es Madrid, el pasado mes de octubre, para otorgar al humorista Leo Harlem un cargo que implica el compromiso de «llevar con orgullo este encargo y fomentar y promover el conocimiento y la defensa de nuestros vinos», subrayaron desde el órgano rector

La agenda promocional vuelve a estar llena y hay fechas cerradas para Düsseldorf, Barcelona Wine Week, Salón Gourmets y Fenavin

El décimo Salón de los Vinos del Bierzo fue uno de los eventos más destacados de una agenda de nuevo llena. La DO ha recuperado el ritmo de promoción tras los años de crisis sanitaria que paralizó todo y las cuentas han salido. La feria ProWein de Düsseldorf (Alemania), la Barcelona Wine Week y el Salón Gourmets de Madrid son otros tres ejemplo de la estrategia promocional de un Consejo Regulador que también ha apostado por la proximidad con la participación en la Feria del Vino del Cacabelos y el patrocinio de la última edición del Planeta Sound Festival de Ponferrada. «La promoción es uno de los pilares básicos y de lo más importante dentro de las acciones que tiene que realizar este Consejo», defendió Adelino Pérez. De hecho, una buena parte del presupuesto se destina a este fin y esta será la normal también en los próximos meses. Los vinos del Bierzo repetirán en Barcelona, en febrero; en Madrid, en marzo; en Alemania, en abril y, en mayo, a la Feria Nacional del Vino (Fenavin) que se celebra en Ciudad Real.

Están a punto de salir ya al mercado los primeros vinos de viña clasificada

«Excelentes». Así son, oficialmente, los vinos del Bierzo. La última añada volvió a obtener la más alta de las calificaciones y eso da cuenta del excelente trabajo realizado por viticultores y bodegas. También por el propio Consejo Regulador, volcado en cumplir y hacer cumplir el pliego de condiciones que es la biblia del sector profesional de la comarca y es, además, uno de los más avanzados de España desde que incorporó la clasificación de los vinos por unidades geográficas menores.

Actualmente, alrededor del 30% de las bodegas están implicadas en este proceso y están a punto de salir ya al mercado los primeros vinos de viña clasificada, que implica que el total de la uva utilizada en la elaboración procede de la misma parcela y que haya dado vinos de paraje durante un mínimo de cinco años y con calidad reconocida por el órgano certificador que, en este caso, es el propio Consejo Regulador. El vino de viña clasificada es el tercer peldaño de una escalera que comienza con el vino con DO y va subiendo de escalafón en el siguiente orden: Vino de villa, Vino de paraje, Viña clasificada y Gran viña clasificada.

Que los vinos que se elaboran en el Bierzo son excelente no solo lo acredita, año tras año, el comité de cata formado por un grupo de expertos de varios ámbitos que se encarga de la calificación de la añada. Lo certifican también los premios conseguidos por las bodegas adscritas a la DO a nivel nacional e internacional. Un repaso a los certámenes de mayor prestigio dan cuenta de ello. En el último año, los vinos de la comarca se han llevado 27 medallas en los Decanter World Wine Awards, cinco insignias en el Concurso Mundial de Bruselas y nueve medallas en los Bacchus. Además, 44 de ellos han conseguido más de 92 puntos en la Guía Parker y la Guía Peñín ha colocado a la Denominación de Origen Bierzo en el cuarto puesto del ranking de las mejor valoradas del país, con 90,7 puntos y solo por detrás de Jerez, Montilla-Moriles y Priorat.

Luces y sombras de unos vinos que dan mucho de qué hablar
Comentarios