lunes. 15.08.2022
Menores

Padres de la Escuela Hogar denuncian que la Junta se desentiende de los niños

A dos semanas del inicio de la matriculación desconocen si habrá alternativa para alojarlos
Padres, profesores, alumnos y personal de la Escuela Hogar, el último día de residencia. L. DE LA MATA

«Nos ha desahuciado de la Escuela Hogar y que nos las apañemos como podamos», se quejaba ayer Mónica Gomes, la portavoz de los padres de los niños que residieron durante el último curso en el centro cerrado por la Junta de Castilla y León en junio para que la Universidad de León acondicione la residencia universitaria del Campus de Ponferrada. A quince días del plazo de matriculación en los colegios, los padres no solo desconocen si la Junta realmente va habilitar algún alojamiento social para mantener el servicio, sino que, con el argumento de las vacaciones estivales, también están encontrando problemas para que Educación les acredite en un documento el cierre de la Escuela Hogar, un trámite necesario para que puedan matricular a los niños en otro centro escolar más próximo a sus domicilios habituales. «En la Inspección nadie te atiende, nadie te dice nada, solo que como estamos de vacaciones hay que esperar», se lamentaba Gomes.

Incertidumbre

«Nadie de la Junta nos ha dicho qué va a pasar con nuestros hijos a estas alturas», se quejan

El caso de la propia Gomes es representantivo, con cinco menores a su cargo, los tres mayores aceptados en la Escuela Hogar. Ahora tendrá que tramitar el traslado de la matricula de los colegios próximos al centro cerrado a aulas más próximas a su domicilio, pero necesita acreditar la razón con un documento que pueda presentar ante los propios servicios sociales de la Junta. Y lo mismo ocurre con menores que residen fuera de Ponferrada y ahora deberán matricularse en los colegios de sus pueblos o en los más próximos, advierte Gomes.

Pasadas las protestas que desembocaron en junio en una manifestación ante las oficinas de la Junta de Castilla y León en Ponferrada, pasadas las quejas de los sindicatos de enseñanza y la solidaridad de grupos políticos e instituciones como la Diptuación, la realidad es que los padres se encuentran estos días en medio de la incertidumbre. «Nadie de la Junta nos ha dicho qué va a pasar con nuestros hijos a estas alturas», se queja Gomes.

Padres de la Escuela Hogar denuncian que la Junta se desentiende de los niños
Comentarios