domingo. 05.02.2023

Piden la máxima protección de la red de canales romanos por la amenaza eólica

Alertan de que las líneas de evacuación suponen «destrucción directa» en algunos casos

La Asociación Cabrera Despierta y la Asociación Desarrollo Rural Bierzo-Cabrera han registrado sendas peticiones ante la Dirección General de Patrimonio Cultural de la Junta de Castilla y León para que inicie «de manera urgente e inmediata» la incoación de un expediente de declaración de los canales romanos de Las Médulas como Bien de Interés Cultural (BIC). Detrás de esta acción está el intento por garantizar la preservación de la red de canales ante «la amenaza» de los proyectos eólicos planteados para la zona, explicaron fuentes del colectivo.

«Queremos promover la declaración de manera urgente e inmediata como Bien de Interés Cultural, paso previo a la inclusión de «un conjunto patrimonial único en el mundo» en la declaración el Patrimonio de la Humanidad» de Las Médulas, aseguró Cabrera Despierta, que también recordó que ya el año pasado se advirtió a la administración de «la grave amenaza» que suponen «los diversos parques eólicos proyectados (Anemide, Alto Cabrera, Lardeiras, Corporales, Torneros, etcétera).

«Suponen la total desvirtuación de un paisaje cultural excepcional, cuando no la destrucción directa de evidencias arqueológicas irrepetibles, puesto que, tanto el trazado de las pistas de acceso como el emplazamiento de aerogeneradores, torres de distribución eléctrica y construcciones auxiliares, dañarán gravemente y de forma irreversible un patrimonio histórico y arqueológico de varios milenios de antigüedad», recoge el escrito ya enviado el pasado año a la Dirección General de Patrimonio Cultural y que «nunca fue contestado». «A medida que transcurre el tiempo, la proliferación de amenazas a este patrimonio va en aumento», añadieron.

La desprotección de los canales

La declaración de Las Médulas como Patrimonio de la Humanidad en 1997 no incluyó la red hidráulica que suministraban agua a Las Médulas. Según explica la arqueóloga de la Fundación Las Médula Jimena Martínez, «los canales son zona de afección 1 del Bien de Interés Cultural de Las Médulas, pero no BIC y el objetivo es que así sea». Por lo tanto, la Fundación trabaja en la línea de las asociaciones que han vuelto a solicitar a Patrimonio la incoación del expediente.

De hecho, el trabajo de investigación en el que actualmente está involucrado el arqueólogo Javier Sánchez Palencia —cuyos primeros resultados serán presentados mañana en el marco de la celebración del 25 aniversario de la declaración de Patrimonio de la Humanidad— se central en los canales romanos. El objetivo de este estudio es, precisamente, ampliar el BIC a la red hidráulica con vistas a la posterior ampliación también del Patrimonio de la Humanidad.

La idea es que se den los mismos pasos que en 2004 se dieron para ampliar el Bien de Interés Cultural e incluir los yacimientos que estaban fuera. Fueron el Castro de Borrenes, el Castrelín de San Juan de Paluezas y el Asentamiento Metalúrgico de Orellán.

Piden la máxima protección de la red de canales romanos por la amenaza eólica
Comentarios